El Ayuntamiento de Cuéllar renueva parte del vallado para encauzar las reses en El Embudo

Trabajos para la renovación del vallado. /M. R.
Trabajos para la renovación del vallado. / M. R.

El plazo para la inscripción de los caballistas que quieran participar como acompañantes del encierro se abre el lunes 30 de julio

MÓNICA RICOCuéllar

Una vez que se ha comprobado ya el recorrido del encierro, el concejal de Festejos, Luis Senovilla anunció ayer que se ha marcado el día 1 de agosto como fecha de comienzo de los trabajos de limpieza de arbustos y ramas bajas para facilitar el paso de la manada, una tarea que se hará en colaboración con Rafael de Santos, encargado de la guardería forestal de la Comunidad de Villa y Tierra. Además, esta misma semana han comenzado las mejoras en la zona del Embudo, donde ya se está colocando el vallado tradicional de protección para el encauzamiento del ganado. Senovilla señaló que en esta ocasión se han incluido algunos palos de madera nuevos, principalmente los pies del vallado, que se habían estropeado tras varios años de uso, en concreto en su base, tras varios enterramientos, lo que había llevado a su pudrición y a que quedaran «excesivamente cortos»

Este cambio, explicó el concejal, «no implica que vayan a tener ni mayor fuerza ni ninguna otra circunstancia y estas protecciones son para encauzar los animales y en ningún caso forman parte de la protección de las personas», tal y como señala la ordenanza municipal de los encierros. Senovilla recordó que el documento apunta a que estas talanqueras no son aptas para la seguridad del público y no garantizan la protección del mismo; su cometido exclusivo encauzar al ganado, «por lo que queda prohibida la utilización como refugio, aunque se haya puesto una parte nueva».

Esta advertencia se podrá leer en los carteles que los servicios municipales situarán en el lugar, «en los cuales se refleja que el que accede a toda esa zona del embudo lo hace bajo su absoluta responsabilidad, al igual que en la suelta de los toros en los corrales del río. Son dos zonas que tienen mucha afluencia de público y que ,en ningún caso, están protegidas», recalcó. En el caso de los corrales, se hace mención a que las personas que allí se sitúan asumen un riesgo para su seguridad personal de forma voluntaria, lo que también aparece reflejado en la ordenanza de los encierros. Y en la zona del embudo, se incide en que las talanqueras no forman parte de la protección personal.

El reglamento de espectáculos taurinos populares de Castilla y León, en su decreto 14/99, prohíbe expresamente la presencia de vehículos a motor en las zonas de recorrido y expansión. Define la zona de recorrido como el área de 100 metros de anchura mínima a cada uno de los lados de las reses, «del eje teórico por el que transcurriría el paso de la manada», y la zona de expansión a 300 metros a mayores con relación a la zona de recorrido. «Estas dos zonas que vienen reguladas, delimitan los espacios en los que ni las personas ni los vehículos podrían estar. En ningún caso se permiten vehículos ni en recorrido ni en expansión», indicó el concejal, quien destacó que se señalaran los accesos a los caminos para que los vehículos puedan acceder desde los corrales a la zona de Las Máquinas, cuyo recorrido cambió el año pasado, transcurriendo por caminos laterales y rodeando «para no interrumpir o influir en el recorrido de la manada».

En este sentido, también apuntó que«aunque estemos en el encierro no se exime del cumplimiento de la Ley de Montes de Castilla y León», que prohíbe la circulación fuera de los caminos habilitados. «El que vayamos al encierro no nos permite en ningún caso incumplir la Ley que prohíbe circular fuera de las pistas forestales y los caminos habilitados para ello», subrayó. Las prohibiciones de encender fuego o arrojar puntas de cigarros en el monte se recogerán en un bando de Alcaldía que se publicará en los días previos al desarrollo de los encierros, que tendrán lugar del 26 al 30 de agosto.

El concejal de Festejos también anunció ayer que el plazo de la inscripción de los caballistas que quieran ser autorizados para acompañar el encierro en la última zona del pinar y las tierras de labor, se abrirá el próximo lunes 30 de julio y se cerrará el 14 de agosto, incluido. Las condiciones serán similares a las del año pasado y la presentación de solicitudes se podrá realizar de forma presencia en el registro municipal, a través de la sede electrónica de la web del Ayuntamiento de Cuéllar o por medio de las actuaciones previstas en la Ley como ventanilla única o correo administrativo. No será válida la presentación por correo electrónico.

La solicitud y la declaración responsable podrán descargarse desde el tablón de anuncios de la plataforma sede electrónica, y a ellas se deben adjuntar el recibo del pago del seguro de responsabilidad civil en vigor y la copia del documento de identidad.

Temas

Toros
 

Fotos

Vídeos