Del rojo al amarillo, pasando por el verde

  • Los cambios de color de los chichones se deben a la reacción química de la sangre

Relojes con estilo para hombre y mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

¡¡Todos a 49€!!

Hasta 70%

Moda urbana para hombre

Hasta 80%

Moda clásica para hombre, mujer e infantil

Hasta 90%

Chaquetas y abrigos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calzado y complementos de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Bolsos de piel made in Italy

Hasta 80%

¡Todas las botas a 21.00€! ¡No te lo pierdas!

Hasta 70%

Calzado de original diseño para mujer

Las mejores marcas a los mejores precios

Muebles con estilo para tu hogar

Hasta 70%

Renueva tu comedor con muebles de diseño

Hasta 70%

Calidad y diseño en ropa de hogar

Hasta 70%

Moda casual para hombre y niño

Hasta 70%

Diseño y calidad al mejor precio

Hasta 80%

Elige el cabecero que más se adapte a la decoración de tu habitación

Las mejores marcas a los mejores precios

Decora las ventanas de tu hogar con originales estores

Las mejores marcas a los mejores precios

Tus marcas favoritas en deportivas técnicas y casual

Las mejores marcas a los mejores precios

Relojes para hombre y mujer

Hasta 70%

Textil hogar de diseño y calidad

Las mejores marcas a los mejores precios

Marcas deportivas en relojes de pulsera

Hasta 70%

Moda clásica para hombre y mujer

Hasta 80%

Chaquetas de piel para hombre y mujer

Hasta 70%

Calidad y diseño en tu hogar

Las mejores marcas a los mejores precios

Moda y complementos para hombre

Hasta 70%

A medida que pasen los días, el chichón del pequeño irá cambiando de color. En un primer momento será rojo, luego morado, después verdoso y cuando esté a punto de desaparecer adquirirá una tonalidad amarillenta. Esta variación de colores tiene se debe a la reacción química de la sangre.

Rojo: Cuando sufrimos el golpe y comienza a producirse la acumulación de sangre consecuencia de la rotura de pequeños capilares o vasos sanguíneos.

Morado: Después del golpe, la piel adquiere un color morado-azulado porque los glóbulos rojos dañados liberan hemoglobina, que actúa como un pigmento.

Verdoso: La hemoglobina se transforma poco a poco en biliverdina (pigmentos de color azul o verde asociados a la bilis, procedentes del catabolismo de la hemoglobina), de manera que el hematoma cambia a un color verdoso.

Amarillo: Última tonalidad del moratón. En esta etapa, la biliverdina se transforma en bilirrubina, de forma que la piel toma un tono amarillento. Esta tonalidad suele aparecer a los cinco días del golpe, aunque los tiempos son diferentes en cada contusión y en cada niño.