Luchadoras con pinceles

'Creadoras olvidadas' reúne en Valladolid la obra de 25 artistas de los últimos dos siglos

MARÍA AURORA VILORIAVALLADOLID.
Cincuenta obras entre esculturas, dibujos y óleos se exponen en la Iglesia de Las Francesas. ::                             REPORTAJE FOTOGRÁFICO GABRIEL VILLAMIL/
Cincuenta obras entre esculturas, dibujos y óleos se exponen en la Iglesia de Las Francesas. :: REPORTAJE FOTOGRÁFICO GABRIEL VILLAMIL

La mujer ha tenido que recorrer un largo camino hasta conseguir la total igualdad, una lucha que cada una ha librado con las armas que tenía a mano, como los pinceles. Sin embargo, aunque lograran pintar o esculpir, las circunstancias familiares o sociales han impedido muchas veces que fueran suficientemente valoradas. Son las 'Creadoras olvidadas', título de una exposición producida por la Fundación Municipal de Cultura que reúne por primera vez la obra de 25 pintoras de los siglos XIX y XX. Abierta en la sala de la Iglesia de las Francesas, tiene a Marisa Oropesa como comisaria, quien presentó el catálogo que acompaña la muestra. Ha sido posible gracias a la colaboración de instituciones, descendientes y coleccionistas privados, entre ellos la familia Pons-Sorolla, representada en la inauguración por los nietos del pintor Blanca y Rafael.

Las hijas del gran artista, María y Helena Sorolla, son unas de las protagonistas de la exposición formada por 50 obras, entre óleos, dibujos y esculturas. De la primera hay dos cuadros, el 'Hotel Plaza de Nueva York', que pintó en 1909, cuando viajó con sus padres a Estados Unidos, y en el que es posible intuir el movimiento de la ciudad apenas esbozado, y 'Jarrón de rosas', de 1935. Son obras de un personal cromatismo y de una indiscutible belleza que dialogan con 'Nati la gitana', una cabeza en madera de la menor de las hermanas.

También están las hijas de Fernando Álvarez de Sotomayor, Pilar, que expuso individualmente hasta que en 1936 ingresó en las Adoratrices; María Josefa, que fue como sus hermanas discípula de su padre, de la que hay dos bodegones, y Rosario, que tiene en la exposición nenúfares, el óleo 'Talla de San Juanito' y el retrato de su hija en el jardín.

Otras creadoras que vivieron cerca de artistas son Manuela Ballester, compañera de Joseph Renau, y Eva Preetsmann Aggerholm, esposa de Vázquez Díaz, escultora y pintora como demuestran el busto femenino en yeso, un bodegón con botijo y una acuarela.

Cambio generacional

Destacan las piezas en escayola 'Cabeza de niña' y 'Niña desnuda' y el óleo 'Niña campesina' de la vallisoletana Elvira Medina, hija del poeta César Medina Bocos y hermana del escultor José Luis Medina, quien a partir de 1956 se dedicó a la pintura y tuvo un gran éxito como retratista. Recibió hasta su muerte en 1998 numerosos premios, homenajes y reconocimientos y su obra forma parte de museos y colecciones de varios países. También Teresa Eguíbar, que tiene en la muestra una paloma de mármol y está relacionada con Valladolid a través de su matrimonio con el escultor Lorenzo Frechilla, recorrió Europa con el grupo 'East-West'. Fallecida en el 2000, forma parte de la última generación representada junto con las pintoras Elena Santonja -'Fábrica del fin del mundo' y 'Máquina de verbena'- Gloria Torner -'Paisaje con grúa azul' y 'Tejados y calima'-, y Raquel Fábrega, apasionada de los barcos que plasma en blanco y azul.

Como contraste, la exposición, que incluye una acuarela de Mercé Rodoreda, la autora de 'La plaza del diamante', reúne obras de artistas del siglo XIX, como María Luisa de la Riva, Luisa Vidal o Lola Anglada, de la que cuelgan dibujos y acuarelas con un indiscutible aire de ilustración. Al igual que María Barba, de la que hay pinturas al agua sobre lienzo que parecen destinadas a la decoración de las casas modernistas, o Joaquina Zamora, quien describe un 'Coloquio baturro' en 1917.

Unas azoteas y dos marinas representan a Menchu Gal, miembro de la Escuela de Madrid, con obra en el Museo Reina Sofía y Premio Nacional de Pintura en 1960, una de las artistas que más becas y galardones ha recibido. Junto a ella cuelgan también creadoras que ocupan varias décadas del siglo XX, como Delhy Tejero, Teresa Condeminas, Lola Sánchez, María Antonia Dans, Dolores Fernández y María Pilar Burges.