El Norte de Castilla

Franco, a resguardo bajo un plástico

Imagen del medallón de Franco tapada con un plástico.
Imagen del medallón de Franco tapada con un plástico. / Laya
  • El Ayuntamiento tapa el medallón de la Plaza Mayor para evitar pintadas y actos vandálicos el 20-N

Es cíclico, casi como el almendro en Navidad o los buñuelos en el Día de Todos los Santos. Se acerca en fechas el 20-N, aniversario de la muerte de Francisco Franco, y la historia se repite año tras año. Aún faltan unos días y el Ayuntamiento de Salamanca se ha apresurado a tapar con un plástico el medallón de Franco de la Plaza Mayor para evitar los actos vandálicos que, ineludiblemente, se repiten todos los años. Pintadas y distintas convocatorias que tienen al medallón como protagonista, incluso en los días previos.

A esta polémica se viene a sumar la reciente sentencia del juzgado contencioso-administrativo número 1 de Salamanca que condena al Ayuntamiento a dar traslado a la Comisión Territorial de Patrimonio del escrito presentado por Izquierda Unida de Castilla y León a principios de 2014 en el que se solicitaba la retirada del medallón de Franco de la Plaza Mayor en cumplimiento de la Ley de Memoria Histórica.

Parte de la oposición, tanto el PSOE como el grupo Ganemos, ha reclamado al equipo de Gobierno del PP la retirada del medallón honorífico de Franco ubicado en la Plaza Mayor. De esta manera, según aseguran, se cumpliría con la sentencia. Fuentes del Ayuntamiento salmantino reconocen que su intención es que "se cumpla la sentencia", según la cual "debe de ser la Comisión Territorial de Patrimonio la que informe" sobre la retirada del medallón de Franco, ya que está en un Bien de Interés Cultural (BIC), como es la Plaza Mayor.

La petición de la oposición tuvo lugar en la sesión de la Comisión de Economía, Hacienda y Régimen Interior del Ayuntamiento celebrada hace un mes. En el caso de Ganemos, recuerdan al PP que la sentencia ha condenado al Ayuntamiento a pagar las costas del juicio "por no haber tramitado la solicitud de retirada del medallón del dictador Franco de la Plaza Mayor", y la "necesidad de hacerlo" en cumplimiento de la Ley de Memoria Histórica, "junto con el retrato que existe en el salón de Plenos". La sentencia judicial también incluye que deberá ser la Comisión Territorial de Patrimonio la que emita un informe, ya que el medallón de Franco está en un Bien de Interés Cultural (BIC), como es la Plaza Mayor de Salamanca, y podría estar afectada por una excepción recogida en la Ley de la Memoria Histórica.

El PSOE también solicita "la eliminación del retrato del dictador en una de las vidrieras existentes en el salón de Plenos del Consistorio salmantino" y califica la negativa de "obcecación del alcalde".