Muere Amador Galicia, creador de los polvorones 'Toro Vega' de Tordesillas

Amador Galicia. /
Amador Galicia.

El patriarca de Dulces Galicia será enterrado hoy tras el funeral celebrado a las 19.00 horas en la iglesia parroquial de San Pedro

s. q.
S. Q.Valladolid

El patriarca de Dulces Galicia, confitería tordesillana que en 2020 cumplirá 170 años de vida, ha fallecido ayer a los 90 años. Hoy viernes, a las 19.00 horas, en la iglesia parroquial de San Pedro de Tordesillas se celebrará el funeral 'corpore insepulto' de Amador Galicia Merinero. Acto seguido se procederá a la conducción del cadáver al cementerio de dicha localidad.

Aunque fue su bisabuelo Fermín el primer maestro confitero de esta 'dulce' saga familiar, que está a punto de incorporar a su sexta generación, Amador fue el responsable de bautizar, en 1952, a los reputados polvorones tordesillanos como 'Toro Vega'. Estos dulces se vieron obligados a perder su 'apellido', sesenta años después, por el fuerte boicot antitaurino que sufrió en aquellos años el evento taurino celebrado en Tordesillas, pero los polvorones no han dejado de salir del obrador de la centenaria pastelería, que mantiene abiertas sus puertas en la calle Santa María desde 1880, treinta años después de que el bisabuelo Fermín comenzara a elaborar y comerzializar sus dulces en Tordesillas.