Los políticos reaccionan en campaña ante el encontronazo entre cofrades y republicanos en Valladolid

Los políticos reaccionan en campaña ante el encontronazo entre cofrades y republicanos en Valladolid
@VCofrade

La Subdelegación del Gobierno atribuye al retraso de la procesión unos incidentes «leves», que lamenta

El Norte
EL NORTEValladolid

El teniente de alcalde de Valladolid, Manuel Saravia, ha asegurado hoy que el altercado entre cofrades y manifestantes republicanos durante la procesión de la Borriquilla se trata de un «incidente sobredimensionado», que ha atribuido al retraso acumulado en la procesión de La Borriquilla, ya que el Ayuntamiento trató de que ambos actos no coincidieran.

El subdelegado del Gobierno en Valladolid, Emilio Álvarez Villazán, también ha atribuido al retraso de la procesión este encontronazo, unos unos incidentes «leves» que ha lamentado y que considera que no son «comprensibles ni justificables».

Álvarez Villazán considera que la autorización para la celebración del acto del Ateneo con dos horas de retraso sobre lo solicitado era «razonable», ya que no se preveía que coincidieran ambos actos.

El subdelegado del Gobierno ha calificado de «lamentables» estos incidentes que considera «leves», que no son «comprensibles» ni «justificables» y que ha condenado «rotundamente» porque cada cual puede circular libremente y este tipo de actitudes atentan contra la libertad de manifestación de cualquiera.

Emilio Álvarez ha explicado que hasta el lugar acudió la policía, pero al llegar estaba todo solucionado y ha aclarado que fueron unos incidentes que no han sido de gravedad y en los que ha aclarado que no hubo ningún tipo de lesión ni forcejeo, al menos que se tenga conocimiento y, si es así, ha señalado que esperarán a la denuncia para ver las circunstancias.

El subdelegado ha insistido en condenar unos actos que no tienen «sentido» al margen del contenido simbólico que tiene además para la gente que participa en esta procesión, con mucha «carga emotiva».

Aún así, ha pedido no «sacar de quicio» lo que ha ocurrido porque, a falta de cualquier otro dato que pueda decir lo contrario, han sido unos incidentes de carácter leve y ha hecho un llamamiento al «civismo», a la tranquilidad y al respeto en una semana «llena» de manifestaciones populares de este tipo.

Por lo que se refiere a la presencia en el lugar de los hechos del número 18 en la lista del PSOE al Ayuntamiento de Valladolid, exjefe de Gabinete de Alcaldía y trabajador del Consistorio, José Ignacio Herrán, el subdelegado ha criticado que se trate de responsabilizar a un partido político por que uno de sus afiliados esté allí, en un acto a título particular, sin que además se tenga prueba alguna de que profiriera insulto alguno.

Además, ha incidido en que no tiene cargo orgánico, trabaja en el Ayuntamiento, y ha insistido en que no ha participado en los insultos. Aunque así hubiera sido, ha agregado Álvarez, cree que no se podría hacer «extensiva» al PSOE la responsabilidad, algo que es «totalmente inconcebible» y, al igual que considera son «intolerables» e «injustificables» los insultos, también lo es responsabilizar a un partido porque uno de sus militantes esté allí durante los hechos.

El PP de Valladolid

El Grupo Municipal del Partido Popular en el Ayuntamiento de Valladolid ha pedido por escrito al alcalde, Óscar Puente, y la delegada del Gobierno que se disculpen con las cofradías por los incidentes que sufrieron ayer y denuncien y rechacen públicamente la actitud violenta que los manifestantes demostraron ante los que formaban parte de la procesión, fundamentalmente niños.

Los 'populares', a través de un comunicado recogido por Europa Press, consideran que Puente debería haber advertido a la Delegación del Gobierno de la coincidencia de la procesión y manifestación de apoyo a La República, como suele ser habitual en todas las convocatorias.

Noticia relacionada

«Una coincidencia que Puente debería conocer aunque sólo fuera por la presencia en la manifestación pro-República de su compañero de candidatura y ex jefe de Gabinete, José Ignacio Herrán», critica el grupo que preside José Antonio Martínez Bermejo.

El PP municipal considera también responsable de la «desafortunada» coincidencia a la delegada del Gobierno, que en este caso debería haber ubicado a los manifestantes en otra plaza no afectada por la procesión, como suele ser habitual en estos casos.

Entiende también que debería de haber destinado un operativo policial a la manifestación que, «gracias la profesionalidad de los agentes de policía nacional, seguramente hubiesen evitado los desagradables incidentes producidos».

Vox

Vox se ha sumado a la agitación y ha emitido un comunicado en que me muestran su «total repulsa a los hechos ocurridos, producidos por aquellos que no tienen ningún respeto ni por la cultura ni por las tradiciones de nuestro país, que defienden el independentismo y vetan la libertad de expresión». Al igual que el PP, Vox responsabiliza «a Oscar Puente como Alcalde de Valladolid y portavoz nacional del PSOE por pactar con partidos Políticos que defienden y justifican los actos como los producidos hoy».

El presidente nacional de Vox y candidato a la Presidencia del Gobierno, Santiago Abascal, también condenó ayer en Burgos los «insultos» que los cofrades han sufrido en las últimas horas en Valladolid, con la «complicidad» de su alcalde, el socialista Óscar Puente.