Pilar del Olmo remarca su perfil centrista en la presentación de su candidatura en Madrid

Pilar Del Olmo interviene en la conferencia-desayuno de Fórum Europa. /J. Lázaro-Ical
Pilar Del Olmo interviene en la conferencia-desayuno de Fórum Europa. / J. Lázaro-Ical

La aspirante del PP a la Alcaldía de Valladolid confía en remontar y niega que los «pésimos» resultados se deban a Casado

El Norte
EL NORTEValladolid

La candidata del Partido Popular a la Alcaldía de Valladolid, Pilar del Olmo, considera que los resultados obtenidos por su formación en las Elecciones Generales del domingo son «malos, malísimos», «los peores de la historia y no se puede negar». Así lo ha indicado en un desayuno informativo organizado por Forum Europa en Madrid, donde ha precisado que lo importante es que «se puede remontar». «Yo estoy muy animada», subrayó en el encuentro, donde desgranó algunos de los ejes y propuestas sobre los que descansa su proyecto para la ciudad de Valladolid. Del Olmo ha ofrecido su perfil más centrista al priorizar en su intervención los asuntos sociales como la asistencia a personas mayores y a las mujeres víctimas de violencia machista, así como los servicios sociales.

«Creo que se puede remontar, pero hay que trabajar» indicó, para interpretar que es resultado puede deberse a que se ha gobernado con mayorías absolutas y, «en algún caso, a veces pecando de cierta soberbia». «No lo somos, somos un partido cercano», quiso matizar, «pero a veces aparentamos lo que no somos», por lo que invitó en estas semanas que quedan hasta las elecciones municipales y autonómicas del próximo 26 de mayo a demostrar a la gente que son «un partido de centro, y que pone en el centro a las personas».

Pilar del Olmo también hizo autocrítica con la gestión de la crisis independentista en Cataluña que «tampoco ha sido la más acertada». «Nos está pasando factura» por «un discurso tendiendo más a la derecha, en las formas no en el fondo», añadió.

No obstante, descartó que se deban producir movimientos en la cúpula nacional del partido porque «no se le puede achacar a un líder que acaba de llegar los pésimos resultados que ha tenido el PP», en relación a Pablo Casado. «Es absurdo», defendió, incluso citando que había sido heredero de casos de corrupción «anteriores a Mariano Rajoy», por lo que se mostró reacia a responsabilizar a Casado de estos resultados, «no creo que sea el momento de plantear nada».

En este sentido, ante el 26 de mayo, llamó explicar bien lo que pretenden para que los ciudadanos puedan «volver a recuperar la confianza en el PP», y no se vayan a otras opciones que «suponen dar el voto a lo que no querían». Del Olmo pronunció estas palabras ante más de un centenar de asistentes entre los que se encontraron empresarios de Castilla y León y altos cargos del partido, tanto de la Comunidad como a nivel nacional, como la presidenta del Congreso, Ana Pastor; el presidente de la Junta, Juan Vicente Herrera, acompañado por varios consejeros como Milagros Marcos, María Josefa García Cirac y Juan Carlos Suárez-Quiños; el portavoz del Grupo Popular en el Senado, Ignacio Cosidó, y la exministra y diputada electa por Valladolid, Isabel García Tejerina. También ha asistido el presidente provincial del PP, Jesús Julio Carnero, el alcalde de León, Antonio Silván, y el portavoz del PP en el Ayuntamiento de Valladolid, José Antonio Martínez Bermejo.