La Iglesia recauda en Valladolid 3,6 millones a través del IRPF, el 4,4% más

Presentación de las cuentas de Diócesis el pasado mes de noviembre./RODRIGO JIMÉNEZ
Presentación de las cuentas de Diócesis el pasado mes de noviembre. / RODRIGO JIMÉNEZ

Experimenta un ligero repunte en el número de contribuyentes que marcó la casilla en la declaración, con 118.361 frente a 116.743 de 2017

Lorena Sancho
LORENA SANCHOValladolid

El 43,67% de los vallisoletanos que realizó la declaración de la renta correspondiente al IRPF del año 2017 marcó la equis en la casilla que asigna el 0,07% del impuesto a la Conferencia Episcopal. Es un porcentaje muy similar al del año anterior y se sitúa en la media de la última década, pero el número de contribuyentes que se decanta por la opción de la Iglesia creció ligeramente, un 1,36% para ser exactos, que se traduce en 118.361 personas frente a las 116.743 del año anterior.

Los resultados avalan una ligera recuperación en el número de contribuyentes, con la incorporación de 1.618 tras el pronunciado descenso experimentado el pasado año, cuando la Conferencia Episcopal Española puso el acento de su campaña en las nuevas declaraciones, que eran las más reacias a marcar la casilla de la Iglesia. De forma paralela crece también la recaudación, con un 4,4% más que el año anterior, de tal forma que la cantidad conseguida a través de los contribuyentes vallisoletanos asciende a 3.599.803 frente a los 3.440.430 euros de la declaración correspondiente al ejercicio de 2016.

Ahora bien, la cifra no es la que finalmente recibirá la Diócesis de Valladolid, pues la Conferencia Episcopal Española realiza después una asignación en función de varias variables, como la extensión del territorio diocesano, el número de parroquias o los kilómetros que las separan. De tal forma que habitualmente suele recibir alrededor de 3,1 millones anuales que representan, eso sí, más del 50% del presupuesto con el que la Diócesis contará para este año 2019, que en diciembre recibió el visto bueno del Consejo de Economía por un importe superior a los 5,5 millones de euros.

La cifra global de este año ha marcado una recaudación histórica para la Conferencia Episcopal, con una recaudación cercana a los 270 millones de euros, que después distribuirá entre las diferentes diócesis de España. En el caso de la de Valladolid, el presupuesto aprobado para este año contempla 3.223.000 euros de esa asignación. Hay hasta trece apartados en los que la Memoria Justificativa de Actividades permite gastar estos fondos, aunque habitualmente el grueso va a parar a actividades pastorales, o lo que es lo mismo, a afrontar el salario de los sacerdotes.

En Valladolid hay previstos 2,3 millones de euros que representan la principal partida de gastos, que va a parar a personal y a abonar la Seguridad Social y salario de los sacerdotes y los trabajadores diocesanos. Su sueldo medio ronda los 900 euros en 14 pagas anuales. Además, en los gastos a los que se puede destinar esta recaudación tienen también cabida los 900.000 euros que, a priori, están reservados para realizar obras en templos y ermitas.

Con motivo de la festividad de San Juan de Ávila, el ecónomo, José María Conde, trasladará a los sacerdotes la importancia de transmitir a los fieles la campaña del IRPF, porque «ni se pagan más impuestos ni devuelven menos dinero», inciden desde la Diócesis.