Derrama un palé de pintura en Valladolid y tardan casi cinco horas en limpiar la calzada

Vertido de pintura en la calle Embajadores de Valladolid. /Policía de Valladolid
Vertido de pintura en la calle Embajadores de Valladolid. / Policía de Valladolid

El transportista, que será multado, perdió el control y vertió varios botes de pintura de 25 kilos

Juan J. López
JUAN J. LÓPEZValladolid

Los servicios municipales de limpieza del Ayuntamiento de Valladolid tuvieron que emplearse a fondo este jueves. Durante casi cinco horas, los operarios, con la ayuda de una máquina de agua a presión, limpiaron un aparatoso vertido de pintura blanca en la calzada de la calle Embajadores de la capital vallisoletana.

Poco antes de las 8:30 horas, un transportista derramó un palé con botes de pintura de 25 kilos, que se esparcieron por la vía, tanto en el espacio destinado a carga y descarga como en parte de uno de los carriles de los vehículos.

Los operarios trabajan, tras eliminar con cubos y palas la parte más densa del vertido.
Los operarios trabajan, tras eliminar con cubos y palas la parte más densa del vertido. / Policía de Valladolid

Según informa la Policía Municipal, el transportista, que perdió el control del palé de forma involuntaria, fue multado por la Ordenanza de Protección del Medio Urbano, en la que se sanciona verter cualquier clase de líquido en la vía pública. La sanción, de al menos sesenta euros, se aplica, aunque responda a un hecho involuntario.

La presencia de un transporte de limpieza y el propio vertido obligaron a cortar uno de lo carriles, en un trabajo que se prolongó hasta las 13:00 horas.

Recogida de los cubos vertidos en la calzada de la calle Embajadores de Valladolid.
Recogida de los cubos vertidos en la calzada de la calle Embajadores de Valladolid. / Policía de Valladolid