El barrio vallisoletano de Delicias exige la «reapertura inmediata» del centro de especialidades

Manifestación convocada por Tejiendo Redes Valladolid y la Plataforma en Defensa de la Sanidad frente a la Consejería. /Ramón Gómez
Manifestación convocada por Tejiendo Redes Valladolid y la Plataforma en Defensa de la Sanidad frente a la Consejería. / Ramón Gómez

Un centenar de personas se congregaron frente a la Consejería de Sanidad para denunciar la falta de una respuesta y pidieron la dimisión de Antonio Sáez

RUBÉN V. JUSTOValladolid

El cierre del centro de especialidades de Delicias es una herida abierta pese a que se produjo hace aproximadamente un año. Cerca de cien vecinos se plantaron una vez más frente a la Consejería de Sanidad en una manifestación convocada por Tejiendo Redes Delicias y la Plataforma en Defensa de la Sanidad pública. Durante treinta minutos se exigió la «reapertura inmediata» del centro de salud y se reclamó la dimisión del consejero de Sanidad, Antonio María Sáez Aguado.

El hartazgo vecinal no se redujo pese a la constante lluvia que cubrió la ciudad durante la mañana de ayer. Bajo una capa de paraguas, cerca de un centenar de personas gritaron consignas como «no al cierre, apertura ya», «si esto no se arregla, guerra, guerra, guerra» o «Delicias reclama la sanidad cercana».

–¿Tienen esperanza de que se produzca la reapertura del centro?

–«No nos basamos en esperanza sino en una necesidad real. No tiraremos la toalla», exponían voces de 'Tejiendo Redes Delicias'.

Susana Simón, portavoz del colectivo, anotó que «no hay un solo argumento ni nos han dado una sola razón para su cierre. En cambio este repercute en la vida cotidiana de los vecinos y vecinas».

Tras el cierre, muchos de los vecinos tienen que trasladarse hasta Arturo Eyries para recibir la atención que antes recibían en Delicias. «Imagínate que cierran el centro que tienes al lado de casa y que por eso tengas que ir hasta Arturo Eyries. Tienes que recorrer toda la ciudad», afirma José Miguel, un vecino de Delicias. Una situación agravada por la carencia de una conexión directa del transporte colectivo entre ambos barrios. Según María Ángeles, otra vecina, «si no coges un taxi el traslado es difícil y más para un grupo de vecinos que es cada vez más mayor».

Promesas cercanas

«Lo último que sabemos es lo que Aguado dijo ante la prensa», afirma Simón. Las declaraciones del consejero se produjeron a raíz de la manifestación del 26 de febrero, también frente a las puertas de la Consejería de Sanidad. Entonces, Aguado aseguró que su departamento estudiaría las propuestas que los colectivos convocantes habían trasladado a su departamento. Sin embargo, la esperada respuesta todavía no ha llegado. «Ya ha pasado tiempo suficiente para que digan si no lo van a reabrir y para que den las explicaciones pertinentes», argumentaba Simón.

Ante el posible cambio de consejero, motivo de las elecciones del 26 de mayo, Simón afirma que «Tejiendo Redes va a seguir con esta misma reclamación sea cual sea el partido que salga electo» porque «son nuestros representantes y tienen que hacer una gestión adecuada de nuestros servicios públicos».

Para finalizar, la portavoz expresó que en la manifestación de ayer se buscaba «reflejar lo hartos que estamos en el barrio porque nos tratan como personas de tercera» y aseguró que se convocarán las concentraciones que hagan falta hasta obtener una respuesta.