Un centenar de trabajadores reivindica la readmisión de los trabajadores despedidos por Philips en Valladolid

Un centenar de trabajadores reivindica la readmisión de los trabajadores despedidos por Philips en Valladolid. /R. Valtero-Ical
Un centenar de trabajadores reivindica la readmisión de los trabajadores despedidos por Philips en Valladolid. / R. Valtero-Ical

CCOO critica que la Policía Nacional impidió el desarrollo de un 'piquete' informativo «eficaz» a las puertas de la fábrica

El Norte
EL NORTEValladolid

Un centenar de trabajadores reivindicó hoy la readmisión de los ocho trabajadores despedidos por Philips en Valladolid el pasado 19 de septiembre. Lo hicieron ante las puertas de la fábrica, con una jornada de huelga de 24 horas y un 'piquete' informativo sobre los hechos.

Al respecto, el responsable de Política Sindical de CCOO Industria en Castilla y León Juan Manuel Ramos, incidió en declaraciones a Ical que la movilización se ha desarrollado en el primer turno de hoy, a partir de las 6.00 horas, para informar al conjunto de la plantilla de los motivos por los que el Comité de Empresa ha convocado la huelga. «Queremos hacer ver a la multinacional que con personal eventual no se puede hacer una caza de brujas a ocho compañeros despedidos», reiteró.

Al, respecto, la empresa se ampara en «causas objetivas y que tienen que reducir la mano de obra indirecta», según expresó Ramos, quien dudó de que esa justificación «obedezca a una realidad de lo que acontece en el día a día», porque ahora tiene 150 empleos eventuales mediante ETT. «Hemos reclamado la readmisión de esas personas en un gesto de defensa del empleo estable y reclamar que se regulase esta alta temporalidad que existe en la factoría», sostuvo.

Por último, lamentó que los agentes de la Policía Nacional destinados a esta movilización, siempre según el sindicato, ha tenido un comportamiento «muy malo» porque no han permitido la labor «eficaz» del 'piquete' informativo, dado que las personas que allí estaban «han protagonizado una concentración pacífica». «Nos apartaban cada vez que queríamos informar. No ha sido posible al cien por cien», finalizó.

 

Fotos

Vídeos