El Ayuntamiento de Valladolid aprueba el I Plan de Actuación ante el riesgo de inundaciones

Inundaciones en Valladolid en el año 2001./G. V.
Inundaciones en Valladolid en el año 2001. / G. V.

Coordinará todos los recursos disponibles, ya sean públicos o privados, para hacer frente a la situación

El Norte
EL NORTEValladolid

El Ayuntamiento de Valladolid ha aprobado hoy el primer Plan de Actuación ante el riesgo de inundaciones, que tiene como objeto hacer frente al riesgo de inundaciones que se pueda presentar en su ámbito territorial, que será el Término Municipal de Valladolid, así como garantizar la actuación rápida, eficaz y coordinada de todos los recursos disponibles, ya sean públicos o privados.

En el año de 1998, el Pleno del Ayuntamiento de Valladolid aprobó el Plan Territorial de Protección Civil del Municipio de Valladolid (Plan Básico). Este documento sirvió como base para el estudio de los riesgos que afectaban al municipio y poder adoptar las medidas de prevención necesarias o, en el caso de actualización de alguno de los riesgos, establecer la estructura organizativa necesaria para hacer frente a la emergencia de forma rápida y eficaz.

Como consecuencia de dicho estudio, se elaboraron las correspondientes Guías de Respuesta para cada uno de los riesgos que se detectaron. Entre otras, se elaboró la Guía de Respuesta ante el Riesgo de inundaciones para Valladolid, documento que nos ha servido para hacer frente a los episodios de inundaciones que ha sufrido la ciudad en los últimos años.

En el Anexo VI de este Plan de Actuación Municipal, con el título de 'Inundaciones históricas en la ciudad de Valladolid', se recoge una relación de los distintos episodios de inundaciones sufridos en los últimos años y de los cuales se tiene constancia por diversos medios. Entre estas inundaciones, podemos destacar por los efectos ocasionados y por la proximidad de la fecha en que se produjo, la crecida que experimentó el río Pisuerga el día 6 de marzo de 2001, con 2340 m3/s, que afectó a numerosas zonas de la ciudad, entre ellas las partes bajas del barrio de Arturo Eyries. Pero no hay que olvidar el río Esgueva, que no por ser menos caudaloso es menos peligroso.

«Analizando dicho relato histórico, somos conscientes que Valladolid puede verse afectado por este riesgo en cualquier momento y para lo cual estamos obligados a estar preparados». Durante los últimos años, la Guía de Respuesta ha sido un documento eficaz para la gestión del riesgo, pero son muchos los cambios que se han producido relacionados con el estudio y prevención de las inundaciones, así como con la gestión de las emergencias derivadas de estas.

Todos estos cambios y la entrada en vigor de nueva legislación, principalmente desde la aprobación del Plan de Inundaciones de Castilla y León (INUNCYL), que aconseja a los órganos competentes de los municipios o entidades locales que se encuentren afectados por este riesgo a la elaboración del correspondiente Plan de Actuación Municipal, hacen necesario que el Ayuntamiento de Valladolid elabore y apruebe su Plan de Actuación Municipal ante el riesgo de Inundaciones para Valladolid.

El Plan de Inundaciones de Castilla y León (INUNCYL) se establece como Plan Director de la planificación territorial de ámbito inferior que se desarrolle en la Comunidad ante este riesgo y define el contenido mínimo para los Ayuntamientos y entidades locales que, por su situación en zonas de potencial riesgo de inundaciones, deben tener en cuenta para la realización de los Planes de Actuación Municipal. Con ello se pretende posibilitar la plena integración de estos con el INUNCYL.

En su Anexo V, 'Clasificación de núcleos de población en función del riesgo poblacional' el INUNCYL hace un estudio del riesgo y establece la clasificación de los núcleos de población de Castilla y León y su categorización. En esta clasificación, principalmente debido al gran número de población que se puede ver afectada, Valladolid presenta un nivel de peligrosidad A y un riesgo de la población Alto.

Posteriormente, su Anexo IX lo dedica a los Planes de Actuación de Ámbito Local y aconseja que los municipios con un nivel de peligrosidad a que elaboren el correspondiente Plan de Actuación Municipal. Así mismo, recoge las pautas y contenidos mínimos que estos planes deben de tener en cuenta a la hora de su elaboración.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos