Unos buenos merenderos

Los vecinos conservan bien arregladas numerosas bodegas de piedra

EL NORTEPALENCIA.
Una tradicional vivienda cerrateña, de adobes blancos o lechares. ::
                             FOTOS DE GONZALO ALCALDE CRESPO/
Una tradicional vivienda cerrateña, de adobes blancos o lechares. :: FOTOS DE GONZALO ALCALDE CRESPO

Situada en la ladera de un cotarro que domina la vega del río Franco, Espinosa de Cerrato solamente tiene un inconveniente, y es que está un poco apartada, extendida hacia la provincia de Burgos. Por lo demás, es un pueblo pequeño pero con mucho encanto. Sus calles son todas estrechas, unas en subida y otras en bajada, y albergan algunas tradicionales viviendas cerrateñas de adobe blanco.

Es parte de su singularidad y lo que hace atractivo a Espinosa de Cerrato, que tiene un mirador espectacular del Cerrato en el parque situado detrás de la iglesia. Este espacio ha sido restaurado, y al estar situado en un alto sobre la ladera del pueblo, se ha colocado una barandilla de protección que proporciona seguridad a este vistoso mirador sobre el Cerrato y el río Franco. También en ese parque se han instalado aparatos de gimnasia para mayores, que son bastante utilizados, y es que no hay que olvidar que la mitad de la población son jubilados.

Y lo que no se escapa a la vista de nadie que llega a Espinosa de Cerrato son las numerosas bodegas, con la peculiaridad añadida de que son de piedra, excavadas sobre la roca, e inmersas en el pueblo. Cada entrada corresponde a una bodega, y casi todas las familias conservan uno o dos de estos singulares espacios, que ya no se utilizan para la elaboración de vino pero sí como buenos merenderos. Y es que casi en su totalidad están arregladas para ser disfrutadas como lugares de encuentro entre vecinos, familiares y amigos.

Otros espacios de reunión son el centro social y el teleclub, que en estos meses de verano, como en la mayoría de los pequeños municipios de la provincia, viven su mejor momento. El resto del año, la vida no es tan bulliciosa, pero los encantos de Espinosa de Cerrato se mantienen todo el año y están esperando al visitante para que disfrute de ellos.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos