El 'No rastrear' de los navegadores no cumple con su función

Google./Archivo
Google. / Archivo

Pocas páginas web respetan la decisión de los usuarios de no vigilar su huella en internet

INNOVA+Madrid

La Comisión de Protección de Datos de Irlanda ha abierto una investigación para comprobar las prácticas de recopilación de datos que realiza Twitter a través del cortador de enlaces.

«El acortador de enlaces protege a los usuarios de los sitios maliciosos dedicados a la propagación de malware, los ataques de phishing y demás actividades dañinas. Los enlaces procesados por el servicio de enlaces de Twitter se verifican contra una lista de sitios potencialmente peligrosos. A los usuarios se les advierte con el mensaje de error que aparece a continuación cuando hacen clic en direcciones URL potencialmente», explica la red en su página oficial.

Bruselas abrió la investigación a raíz de una queja de Michael Vedle, investigador de privacidad de la University College de Londres, y después, según informa Fortune, la propia plataforma se negara a facilitar información.

Veale sospecha que Twitter recopila otros datos cuando los usuarios hacen click sobre un enlace acortado.

Desde hace aproximadamente una década, los usuarios en internet tienen la opción de acogerse al DNT o Do Not Track. Herramienta que avisa a los portales web que no rastreen su actividad, es decir, no podrán vender nuestros los datos a terceros, ni los usarán con fines publicitarios.

Los escándalos de Facebook, de Google y de Yahoo!, entre otros, han puesto en alerta a los usuarios y los famosos DNT se han puesto de moda en los navegadores más usados por los ciudadanos.

Sin embargo, la mayoría de los sitios web afectados no respetan las peticiones del DNT de los navegadores.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos