El tirón de la Semana Santa reduce el paro en Segovia en 205 personas

Una camarera atiende una mesa en una terraza de la Plaza Mayor de Segovia. /Antonio de Torre
Una camarera atiende una mesa en una terraza de la Plaza Mayor de Segovia. / Antonio de Torre

La cifra de desempleados en la provincia inscritos en la búsqueda de un trabajo es de 6.900 al finalizar abril

César Blanco Elipe
CÉSAR BLANCO ELIPESegovia

La estacionalidad laboral vuelve a manifestarse en su plenitud, esta vez en positivo para reducir la cifra de parados en la provincia hasta situarse en 6.900 desempleados, lo que supone bajar de la barrera de los 7.000, que parecía resistirse. La campaña de contrataciones de Semana Santa tiene buena parte de culpa en este descenso, ya que si se acerca la lupa a los sectores de actividad económica donde más bajó el paro en abril, el de servicios acapara la mayoría de las bajas registradas en la búsqueda activa de un puesto de trabajo.

En concreto, de las 205 personas inscritas en las oficinas públicas de empleo que se colocaron el mes pasado, 160 lo hicieron en el comercio y en la hostelería. El resto de nichos también experimentaron disminuciones en la cifra de parados, aunque mucho más modestas, a excepción de la industria, donde ocho ciudadanos se quedaron sin trabajo. En agricultura, nueve segovianos en situación de desempleo fueron contratados; y en la construcción, diecinueve.

Esta distribución de las colocaciones laborales contabilizadas en la provincia durante el mes de abril da fe notarial de la estacionalidad que marca los ritmos de contratación. Los 'extras' de Semana Santa en restaurantes, tiendas y alojamientos son los principales causantes del descenso del paro en abril.

Un descenso interanual del 6,67%

Con respecto al mes de marzo, la bajada del 2,89% experimentada en abril por el paro en Segovia es ligeramente mayor que las medias registradas en el cómputo de Castilla y León y de España.

Si el espejo retrovisor de la comparación se enfoca un año atrás, las estadísticas del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social ponen de relieve que la provincia posee 493 parados menos que en abril de 2018. O lo que es lo mismo, en doce meses el paro ha bajado en Segovia un 6,67%.

Este porcentaje se ha suavizado bastante. La provincia ha dejado de estar en el selecto grupo de cabecera en España cuando se trataba de hablar de la variación interanual del desempleo por territorios. Ahora se sitúa en mitad de tabla, geográficamente hablando. La razón, los malos datos que lastraron el mercado laboral a lo largo del último semestre del año pasado y que se prolongaron en el inicio de este 2019.

Bajan los cotratos, que siguen siendo temporales en casi un 92%

La contratación registrada en abril en la provincia descendió en comparación con marzo y con el año pasado. En concreto, en abril se rubricaron 5.652 relaciones laborales, 204 menos que las que se firmaron en el mes anterior y 435 menos que en abril de 2018. En la provincia de Segovia, al igual que en el resto de Castilla y León en el conjunto del escenario laboral nacional, la temporalidad reina en las contrataciones que se llevan a cabo. El mes pasado, los trabajos indefinidos -que por cierto subieron muy levemente en comparación con marzo- no llegaron a representar el 8% de los contratos. El resto fueron provisionales y muy vinculados a la estacionalidad de la campaña de Semana Santa y al pico de actividad en los restaurantes, alojamientos y comercios segovianos.