El socavón de la calle Camino de la Presa sigue abierto después de más de un mes

Estado del socavón en el barrio de San Lorenzo. /Antonio Tanarro
Estado del socavón en el barrio de San Lorenzo. / Antonio Tanarro

El Ayuntamiento admite que es urgente cerrarlo, pero está a la espera de que el seguro contratado por la comunidad de vecinos comunique si asume la reparación

LUIS JAVIER GONZÁLEZSegovia

La comunidad de vecinos de la calle Camino de la Presa de San Lorenzo, que aúna cuatro portales de propietarios, demanda una solución inmediata al socavón que lleva más de un mes abierto en el tramo superior de la vía. Fue el resultado de una obra emprendida por los vecinos para reparar una avería en el suministro de agua y sigue abierto desde entonces. Se trata de una zona con una población envejecida, que ya asume las trabas de una cuesta de gran pendiente, y pasa habitualmente por el tramo al descubierto. También cientos de estudiantes que acuden cada día a la sala de estudios, uno de los locales municipales de la vía.

La concejala de Obras del Ayuntamiento de Segovia, Paloma Maroto, asegura que el tema está parado a la espera de que el seguro contratado por la comunidad de vecinos comunique si asume la reparación. En caso negativo, el Consistorio se plantearía la opción de la ejecución subsidiaria, es decir, cubrir la calle y remitir el gasto a los vecinos. Y si no hubiera acuerdo, el asunto se resolvería en los juzgados. El Ayuntamiento está a la espera de que el seguro estudie la documentación. «Al final se retrasa más de lo que se debe. Sin seguros esto ya estaría resuelto», subraya Maroto.

Los fontaneros municipales revisaron el arreglo de la avería, por la que el Consistorio cortó temporalmente el suministro de agua a los vecinos de la calle. «Es lógico que lo hicieran, no era cuestión de estar sin agua. Lo que estamos viendo ahora es que si se abre la avería porque se asume que es de la comunidad, las averías hay que abrirlas, resolverlas y taparlas». Maroto subraya que la llave de cierre de su acometida, que está en la rotonda aledaña, determina la responsabilidad vecinal. «Lo que está después de la llave es de la comunidad. Nosotros aplicamos la sentencia, si estuviera antes de la llave, sería municipal».

Que el enganche a la red general esté a unos metros del portal o más lejos no cambia la ecuación, aunque sí las molestias para los vecinos. El Consistorio no descarta acercar la toma, pero no lo considera urgente. «Eso viene después, a mí lo que me urge es cerrar ese agujero porque lleva demasiado tiempo. No se puede tener eso ahí en la vida pública. Hay una avería y hay que cerrar el problema que ha causado», señala Maroto.