«Hay que reivindicar lo arquetípicamente femenino»

La psicóloga clínica María Noel Firpo. /El Norte
La psicóloga clínica María Noel Firpo. / El Norte

La psicóloga clínica María Noel Firpo hace un llamamiento a los adultos para que sean «modelos de respeto»

César Blanco Elipe
CÉSAR BLANCO ELIPESegovia

La violencia en general, y sexista en particular, siembra la preocupación social; «y sin duda, la educación es el pilar sobre el cual se debe construir el respeto», afirma la psicóloga clínica de niños, adolescentes y adultos, María Noel Firpo, cocreadora además del programa Tacto (Trato Adecuado Con Todos). Añade que una persona «no aprende a respetar si antes no se ha sentido respetada, aceptada y querida».

Apunta que la identidad de cada uno se construye en las relaciones con los demás. Si estos vínculos «están basados en la tolerancia, el respeto y en preocuparnos por el otro como persona, está implícito el rechazar toda forma de sexismo y acoso entre iguales».

«Esas descalificaciones se instauran como una manera normal de vincularse» maría noel firpo, psicóloga clínica

«Si bien la familia es fundamental en la educación, en el colegio y en los ámbitos sociales es donde se aprende y se expresa la forma que tenemos de relacionarnos entre nosotros», concluye la psicóloga clínica. Aunque a día de hoy hay programas para adolescentes y jóvenes en los cuales se trata este tipo de temática de violencia y educación no sexista, «es importante que los adultos seamos modelos de respeto y de buenos tratos, no solo entre nosotros, sino también en la forma que tenemos de relacionarnos con ellos», prosigue Firpo.

Detectar los primeros indicios

En su experiencia profesional de tratar con adolescentes, asegura haber percibido en algunos chats de whatsapp que le enseñan «contenidos descalificadores hacia la persona, tolerando adjetivos sexistas, insultos, etcétera». Añade que cuando trata de hacérselo ver a la joven en cuestión le dice que 'me tratan así, pero es de coña'.

«Hay que educar sin fomentar la competenia o el individualismo y sin valorar solo lo aparente» maría noel firpo, psicóloga clínica

«No son capaces de reconocer en eso un maltrato y esas descalificaciones se instauran como una manera de vincularse normal que luego es muy difícil poner los límites», explica al mismo tiempo que apela a la necesidad de detectar los primeros indicios de violencia en todos sus niveles. Dice que en las relaciones está casi siempre implicado lo afectivo.

Es importante «educar en las emociones, cómo reconocerlas, cómo regularlas y qué hacer con ellas». Es un recorrido más largo que lleva a tener en cuenta al otro, ocuparse de cómo le puede afectar lo que se le diga.

«Hay que reinvidicar, porque lo echamos en falta, lo arquetípicamente femenino, que no pertenece solo a las mujeres, educando en formas de hacernos cargo del otro, haciéndonos sensibles a ciertas realidades, preocupándonos por los demás sin valorar solo lo aparente, sin fomentar la competencia y el individualismo», aboga la especialista.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos