«Con la misa y procesión de la Virgen de la Cruz se vuelca todo el pueblo»

Los vecinos acompañan a la Virgen de Escalona durante la procesión/Cristina Vega
Los vecinos acompañan a la Virgen de Escalona durante la procesión / Cristina Vega

El Ayuntamiento de Escalona del Prado no se plantea recuperar los eventos taurinos «por presupuesto»

EVA ESTEBANSegovia

Para los pequeños municipios, la llegada del verano supone un soplo de aire fresco. Sus calles recobran vida. Es el caso de la localidad de Escalona del Prado, que cada año espera con anhelo el inicio de sus fiestas patronales en el mes de septiembre, y con ellas la llegada de cientos de familias que regresan a sus orígenes. Los festejos, que se desarrollarán desde hoy y hasta el próximo lunes, día 10, están cargados de actividades para todos los públicos y edades, en especial para los más pequeños. «Tratamos de que todo el mundo disfrute las fiestas por igual, pero los niños tendrán un papel fundamental durante todos los festejos. Todos los días tienen alguna actividad exclusiva para ellos», subraya el alcalde, Ángel Gala

¿Por qué se caracterizan las fiestas de Escalona?

Nos caracteriza la unión, la diversión, el buen ambiente entre todos los vecinos... pero también la devoción, especialmente entre la gente más mayor. Sin embargo, con la misa y procesión de nuestra patrona, la Virgen de la Cruz, la verdad es que se vuelca todo el pueblo. Las camareras, es decir, las chicas que tienen 18 años, sacan a la patrona; es un gran atractivo para todos los vecinos.

¿Han incorporado alguna novedad al programa de festejos?

Este año, como novedad, hemos incorporado una lanzadera acuática para todos los públicos el domingo día 9. Es una lona por la que van echando agua y la gente se tira por ella para combatir el calor. Queríamos variar un poco con respecto a otros años, y optamos por ello. En sentido contrario, antes hacíamos un Grand Prix, pero le hemos suprimido.

¿Cuál es la actividad que más gusta entre los vecinos?

Sin duda alguna, creo que la fiesta de los DJ's del sábado 8. Una peña comenzó a organizarlo hace cuatro o cinco años por su cuenta. Traían DJ que eran amigos suyos, de la zona, tuvo mucha repercusión, pero dejaron de hacerlo. No podíamos dejarlo pasar y decidimos que lo mejor era comenzar a hacerlo nosotros, y hasta el día de hoy. Tratamos de mantener cada año los mismos DJs, aunque a veces cambiamos, buscamos que haya todo tipo de músicas para poder disfrutar todos.

¿Cuánta gente puede llegar a congregarse en esa fiesta?

Muchísima. Como al lado hay unos castillos hinchables para niños, también están los padres con niños en la zona. En total habrá cerca de 400 personas. Al final estará todo el pueblo.

¿Cree que las actividades están equilibradas para todos los públicos?

Claro, tratamos de que todo el mundo disfrute las fiestas por igual. No obstante, los niños tendrán un papel fundamental durante todos los festejos. Todos los días tienen alguna actividad exclusiva para ellos. Por ejemplo, hacemos una carrera de colores con polvos holi; la mayoría de los participantes son niños. También hay un montón de juegos para ellos, especialmente en la semana cultural. También tienen una gran presencia y participación en el desfile de carrozas. El sábado podrán disfrutar de castillos hinchables durante toda la tarde, la lanzadera acuática... Para finalizar, el lunes, el último día de fiestas, por la tarde habrá juegos infantiles populares en tamaño gigante. Son nuestro futuro y queremos que disfruten de las fiestas. En el colegio, en invierno, hay unos 30 niños, pero en invierno esta cifra se multiplica. Así da gusto.

¿Cómo colaboran los vecinos en la organización y el desarrollo de las fiestas?

La verdad es que son imprescindibles. Sin ellos no tendría sentido organizar nada. Participan en todo lo que se pone, ya sea porque es una actividad directamente para ellos o, por ejemplo, para ver a sus nietos en los castillos hinchables.

¿La localidad tiene tradición taurina?

En la actualidad no celebramos eventos taurinos. Hace aproximadamente ocho años decidieron quitarlo por presupuestos. Nosotros hemos mantenido la decisión por ese mismo motivo. Aunque tenemos dinero, supone un gasto muy elevado y no podríamos dedicar todo lo que nos gustaría. De momento no nos planteamos recuperarlo.

¿Qué mensaje dirige a sus vecinos de cara a las fiestas patronales?

Sobre todo, que disfruten y pasen unos buenos días de alegría, fiesta y buen ambiente. A los visitantesles esperamos con los brazos abiertos. Hay muy buen ambiente entre todos, se sentirán como en casa, y además hay actividades para todos los gustos y edades.

En la actualidad, están empadronadas en Escalona del Prado cerca de 500 personas. ¿Cómo afronta una localidad pequeña la despoblación?

Tratamos de llevar a cabo una serie de acciones y actividades para atraer a la gente, sobre todo familias. En la actualidad, ofrecemos un servicio de guardería pública. Lo llevamos a cabo junto con la Diputación y el programa 'Crecemos', y sale muy económico para las familias. Es un incentivo para que los padres se queden en Escalona, ya que así tienen un lugar donde dejar a sus hijos mientras van al trabajo. Este año hay ya realizadas cinco inscripciones, cifra similar al año pasado, pero ese miedo porque cada vez nazcan menos niños siempre existe.

¿Están acometiendo algún proyecto de mejora en la localidad?

Claro, siempre se tienen proyectos en mente; algunos salen, otros no. Por citar algunos ejemplos, hemos pintado el colegio por fuera y por dentro, hemos arreglado los bancos de los parques, asfaltado calles, arreglado los caminos comunales... Aunque esto último lo venía haciendo la cámara agraria, este año hemos decidido echarles una mano, ya que podemos, por ayudar un poquito.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos