Tres días de luto oficial en Cuéllar por el fallecimiento del exalcalde Mariano Molinero a los 78 años

Mariano Molinero, en una imagen durante su etapa de alcalde. /El Norte
Mariano Molinero, en una imagen durante su etapa de alcalde. / El Norte

La misa de funeral tendrá lugar mañana miércoles, a las 18:00 horas, en la iglesia de San Miguel

MÓNICA RICOCuéllar

La villa de Cuéllar amaneció ayer con una noticia triste, la del fallecimiento del que fuera alcalde de la localidad entre los años 1991 y 1995, Mariano Molinero Senovilla, cuyos restos mortales se velarán hoy en Valladolid y se trasladarán mañana miércoles a la villa, donde tendrá lugar la misa de funeral, a las 18.00 horas en la iglesia de San Miguel. El Ayuntamiento ha declarado tres días de luto oficial, con bajada de banderas, por la muerte, a los 78 años, de Molinero, quien accedió al cargo bajo las siglas del Partido Popular (PP), con las que se mantuvo en el Ayuntamiento durante la siguiente legislatura, aunque en ese caso desde la oposición.

Molinero Senovilla era muy querido en el municipio, donde regentó una farmacia que aún lleva su nombre. Aunque llevaba años viviendo fuera de la villa, los vecinos no se olvidan de su trabajo por la localidad, que realizó tanto desde el Ayuntamiento como desde fuera, como un vecino más, implicado en el desarrollo de Cuéllar desde distintos ámbitos, como el cultural o el deportivo. Su labor en pro del deporte cuellarano le fue reconocido en el año 2013, cuando el club Atletismo Cuéllar le entregó el premio al Deporte 'Javier Rodríguez Sanz', con el que se trataba de poner en valor la trayectoria de una vida entregada a la labor de difusión, organización, dirección, práctica, promoción y desarrollo del deporte.

El jurado quiso otorgar este reconocimiento a Molinero por su trayectoria a favor del deporte en el municipio en los años 80, antes de acceder a la alcaldía, cuando fue constante su apoyo a los clubes deportivos cuellaranos, como el equipo de fútbol sala Cuéllar, al que apoyó en su ascenso a División de Honor. También durante esa década promovió la celebración en el municipio de competiciones de natación, de atletismo y otras pruebas de deporte escolar.