Detenidas dos personas por el vuelco de un vehículo en Fuentepelayo

Retirada de residuos d ela planta de compost el año pasado./A. de Torre
Retirada de residuos d ela planta de compost el año pasado. / A. de Torre

El dueño de la planta de compost, Juan Francisco Cárdaba, asegura que sufrió «una emboscada» por parte de los presuntos autores

QUIQUE YUSTESegovia

La investigación del vuelco en la mañana del sábado del vehículo en el que se encontraba el dueño de la planta de compostaje de Fuentepelayo, Juan Francisco Cárdaba, ya se ha saldado con las dos primeras detenciones. Así lo ha confirmado Subdelegación del Gobierno, organismo que sin embargo no confirma que los detenidos por la Guardia Civil sean los dos hermanos que presuntamente volcaron con su tractor el vehículo de Cárdaba, suceso que permanece bajo investigación judicial.

Según el testimonio del dueño de la planta de compostaje, en torno a las diez de la mañana viajaba con su todoterreno por varias de las parcelas en las que trabaja cuando se vio sorprendido por los dos hermanos, uno de los cuales se colocó delante del vehículo –según la versión del propio Cárdaba contada a El Norte– para lograr detener su marcha, mientras el otro embistió y volteó con su tractor el todoterreno «dando tres o cuatro vueltas de campana» en lo que considera «una emboscada y un intento de asesinato».

Con el coche volcado, Cárdaba permaneció en el interior del vehículo pese a los intentos de ambos hermanos, según su versión, de sacarlo del coche tirándole del brazo, así como de destrozarle el teléfono móvil (antes había conseguido avisar de lo ocurrido a su mujer). Permaneció en el interior del coche hasta que se presentaron en el lugar de los hechos los agentes de la Guardia Civil y del Servicio de Emergencias, momento en el que salió del vehículo «con magulladuras por todo el cuerpo». Con los agentes recogiendo los primeros testimonios de los involucrados en el suceso, Cárdaba califica de «numerito» el ataque de ansiedad que aseguró sufrir uno de los hermanos como consecuencia del incidente.

Versiones contradictorias

La versión del propietario de la planta de compostaje poco tiene que ver con la contada en un primer momento por la Plataforma No Más Mierda, que adjuntó ayer las dos denuncias interpuestas por ambos hermanos a Juan Francisco Cárdaba. Así, aseveran en sus declaraciones que en torno a las 10:30 horas del sábado se encontraba junto a su hermano cargando paquetes de paja cuando apareció Juan Francisco Cárdaba con su vehículo.

«Tras quedarse un rato parado a la entrada de la tierra aceleró a toda velocidad con intención de atropellar» a uno de los hermanos, refleja la denuncia, en la que también se recoge que el vuelco del vehículo fue consecuencia de un «accidente posterior», que fueron ellos quienes llamaron al 112, que uno de ellos sufrió heridas en su brazo al forcejear con el dueño de la planta para intentar «auxiliarle» del vehículo y que ambos han sufrido intimidaciones en los últimos días que les hace temer por su vida.

Es más, señalan que existe un vídeo en el que se observa a Cárdaba «dando vueltas y marchándose de forma intimidatoria con su vehículo» de una tierra propiedad de su familia en la que estaban trabajando.

La Plataforma No Más Mierda destaca también en su comunicado «el comportamiento positivo» de las personas del servicio sanitario «ante los empujones e insultos que recibieron por parte de un hijo del propietario de la planta». Sin embargo, rechazan las «inadecuadas manifestaciones efectuadas por el responsable provincial del Seprona de la Guardia Civil a un familiar de los involucrados» en las que declaraba que la Plataforma No Más Mierda «ha pasado de defender la salud pública (...) a ser una asociación 'anti-Cárdaba'».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos