El comité de Urbanos de Segovia sostiene que hay autobuses con importantes deficiencias

Autobuses de Urbanos de Segovia en la plaza de Artillería./A. Tanarro
Autobuses de Urbanos de Segovia en la plaza de Artillería. / A. Tanarro

Los conductores aseguran que el autobús accidentado en Vía Roma el día 15 tenía averías que podían afectar a la seguridad

Álvaro Gómez san Frutos
ÁLVARO GÓMEZ SAN FRUTOSSegovia

El accidente del autobús que cayó calle abajo en la Vía Roma y dejó cinco heridos y nueve vehículos dañados fue causado por un error humano pero también por un fallo mecánico, según declaró este viernes Juan José Mateo, representante del comité de compresa de Urbanos de Segovia, ya que «nadie se puede bajar de un autobús sin haber echado el freno de mano». Fue la propia conductora quien reconoció su parte de culpa, pero desde el comité quieren aclarar que los autobuses cuentan con un sistema de seguridad para evitar que el chófer pueda bajarse sin echar el freno de mano. «Tiene que sonar un pitido a modo de aviso y no dejarte abrir el compartimento del conductor», explicó Mateo.

Los autobuses tienen un sistema que impide al conductor bajar sin echar el freno de mano

El comité expresó en un comunicado que el vehículo accidentado se desplazó «con la puerta abierta», a pesar de contar con otro sistema que frena al autobús si esta no está cerrada. «Ha tenido que fallar algo, eso está claro», sentenció el representante del comité de empresa. En este sentido, en la nota de prensa se hace referencia a que son varios los autobuses urbanos que tienen averiado el sistema que impide abrir el compartimento del conductor sin estar activado el freno de mano, y pusieron de ejemplo los vehículos que cubren las líneas 11 y 12, donde se utilizan cerrojos manuales para suplir la avería de este mecanismo.

Por tanto, consideraron que es «evidente» la relación entre esta deficiencia y el accidente ocurrido en Vía Roma. Juan José Mateo recriminó que Clara Luquero, alcaldesa de Segovia, negara el posible fallo y que desde el Ayuntamiento «echaran la culpa a la pobre conductora cuando también está claro el error mecánico». «Que no digan que no lo hay porque el autobús está precintado y la Policía sigue investigando», añadió el representante de los conductores.

Juan José Mateo indicó que «más del 50% de la flota de autobuses está obsoleta, tiene muchas deficiencias y algunos problemas de seguridad», aunque destacó que en este caso el vehículo era de los más nuevos. Estos fallos suponen una «responsabilidad» para los conductores, según el comunicado, ya que «hacen funcionar un servicio que a todas luces no dispone de los medios suficientes y hacen circular en precario unos vehículos con diversos sistemas de seguridad averiados».

Mateo destacó que estos mecanismos propios de los vehículos «se inventaron para que cuando haya un fallo humano responda el sistema de seguridad». El representante del comité indicó que al comprar un autobús es obligatorio que tenga estos sistemas y, por tanto, el Ayuntamiento «debería exigir que funcionen».

La conductora fue trasladada al hospital con un ataque de ansiedad el día del accidente y, tras comprobar que no sufría ningún daño físico, fue dada de alta. Mateo indicó que ha estado en contacto estos días con ella y que la empleada está padeciendo mucha presión, aunque no tiene más información sobre su estado físico. Respecto a lo indicado por la alcaldesa Clara Luquero sobre que la conductora supuestamente ha sido contratada durante los meses de verano para reforzar la plantilla durante las vacaciones de los trabajadores habituales, Mateo no pudo confirmarlo y se remitió a las investigaciones policiales aún en curso.

El comité considera «inoportunas» las declaraciones de la alcaldesa que niegan el fallo mecánico, precisamente porque la investigación no ha concluido, e indicó además que «ese autobús sí tenía averías que pueden afectar a la seguridad». En el comunicado lamentaron «profundamente» el accidente y señalaron que «esperan soluciones por parte del Ayuntamiento». Por eso pedirán de nuevo una reunión con los técnicos, «para que entre todos logremos solucionar los graves problemas de seguridad que circulan por la ciudad de Segovia».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos