La carrera electoral comienza con incertidumbre en torno a los grandes proyectos

La remodelación del entorno del Acueducto sigue pendiente de una decisión y de presupuesto./Antonio Tanarro
La remodelación del entorno del Acueducto sigue pendiente de una decisión y de presupuesto. / Antonio Tanarro

Solo la socialista Clara Luquero ha confirmado su candidatura a la Alcaldía

Miguel Ángel López
MIGUEL ÁNGEL LÓPEZSegovia

Quedan ocho meses por delante de larga e intensa campaña electoral y de pugnas internas para confeccionar las listas . El Ayuntamiento de Segovia se enfrenta a una cita cargada de incertidumbres tras dos mandatos de gobierno socialista en minoría. Hoy por hoy, la actual alcaldesa, Clara Luquero, es la única candidata confirmada a la Alcaldía; los demás grupos municipales decidirán sus cabezas de lista a finales de año o incluso en enero. Cuando Luquero manifestó su intención de volver a las urnas el 26 de mayo, refrendada por los órganos del PSOE, poco podía imaginar que en apenas tres meses, con el mandato enfilando la recta final, iba a tener que recomponer su equipo de gobierno dos veces, y además para sustituir a sus dos pesos pesados. Primero a Alfonso Reguera, forzado a dimitir tras el altercado con un policía local, y ahora a José Bayón, que será el nuevo consejero delegado de la Empresa Nacional de Innovación (Enisa) tras aceptar la propuesta de la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, de entrar en la estructura de un Gobierno con la incertidumbre de la duración del mandato en el horizonte.

El lastre de las sentencias judiciales a pagar ha dejado a la ciudad casi sin inversiones y con grandes proyectos en el aire. Sea cual sea la composición de la corporación, tendrá varios proyectos de ciudad pendientes para ejecutar, algunos en marcha y casi terminados; otros, en ciernes, y alguno más como asignatura pendiente y necesaria. Los asuntos que deberá abordar la próxima corporación están muy relacionados con el urbanismo y la dotación de diversas infraestructuras que es improbable que puedan estar listas en los próximos meses. Pero también hay en el listado de deberes intangibles, normas municipales y contratos de servicios. Varias de estas tareas están entre las cuestiones que planteó la alcaldesa, Clara Luquero, a la delegada del Gobierno en Castilla y León el pasado martes: la rehabilitación del teatro Cervantes, las conexiones de la variante de la ciudad, la SG-20, con la estación del Ave y los polígonos industriales, continuar restaurando la muralla e iniciar la recuperación del valle de Tejadilla, entre otras.

Luquero repite como cabeza de lista

Clara Luquero es la única candidata confirmada hasta la fecha. La alcaldesa volverá a concurrir a las urnas con el deseo «de seguir transformando la ciudad» para que se convierta en «un referente en igualdad e innovación». La marcha de José Bayón, considerado por muchos su 'delfín', dificulta la recta final de su mandato y también la confección de la lista municipal.

Que el proyecto del teatro Cervantes será una de las armas en la campaña electoral ha quedado demostrado estos días. Tras el anuncio del ministro Íñigo de la Serna (PP) de que el ministerio retomaba el proyecto, parado desde 2012, la responsabilidad es de nuevo socialista y los parlamentarios del PP acaban de poner en duda que el ministro, José Luis Ábalos, vaya a hacerlo en tiempo.

Pero hay otros más evidentes porque están iniciadas o porque su necesidad es demandada. Una es la que concierne al edificio de Emprendedores (CIDE) del Círculo de las Artes y la Tecnología (CAT); otra, la puesta en marcha del nuevo servicio de transporte urbano, que llegará muy justa al final del mandato; también lograr una mayor implantación de empresas en la ciudad, que esta sea atractiva para la inversión productiva y se consiga frenar la fuga de jóvenes en busca de trabajo; es decir, seguir facilitando la instalación de empresas como Drylock en el suelo industrial que está por desarrollar especialmente, en el millón de metros cuadrados del sector de Prado del Hoyo, otra de las asignaturas pendientes en las que incide el PP, además de la reforma de los polígonos de Hontoria y El Cerro.

El PP, en busca de candidato

Raquel Fernández comunicó hace meses al partido su intención de no repetir como candidata del Partido Popular por motivos personales. Y aunque ahora deja entrever que podría pensárselo si le propusieran seguir, afirma que «no me han llamado y ya vamos tarde». La formación que preside Paloma Sanz afirma que la lista podría cerrarse a finales de año e incluso en enero.

Plan estratégico

En ese proyecto global, la clave del Plan Estratégico 2018-2023 cuya redacción ha sido encargada esta misma semana a la Fundación Tecnalia sería el edificio CIDE del CAT, con un papel importante como polo de atracción para empresas tecnológicas (ya hay compromisos con varias y para un centro de innovación ligado al sector porcino), aún sin terminar, pero muy visible ya en la entrada a la ciudad desde Madrid y junto al vial de acceso a la estación del Ave. El CAT está muy presente en las conversaciones de los segovianos también porque en este mandato (y en el anterior) ha centrado muchos debates políticos, con una defensa cerrada de la necesidad de acabarlo y dotarlo de contenido por el equipo de gobierno y Ciudadanos (cuya abstención impidió una comisión de investigación), con dudas de IU y con aceradas críticas de Partido Popular y Centrados tanto por la elevada inversión realizada (por el «despilfarro») como por la que queda y por los gastos asociados, con la propuesta (quizá dialéctica) del portavoz de Centrados de derruirlo.

Ciudadanos todavía no ha definido el proceso

La portavoz de Ciudadanos, María José García Orejana, dice que todavía no se ha planteado si volverá a encabezar la lista y en la formación hay aspirantes a desbancarla. «El proceso no está definido, hemos decidido trabajar en los proyectos sin pensar en las personas», declara. García Orejana dice que Ciudadanos baraja «varias posibilidades», pero sin fechas concretas y solo han pensado en cerrarlo en el último trimestre.

Cree el equipo socialista que antes de fin de año estarán adjudicadas las obras para terminar el edificio, que necesitan un presupuesto de tres millones de euros, según comentó en su día el concejal José Bayón, para que el «sea visible y mantenga el interés de las empresas y entidades». Luquero y su equipo trabajan para dejar en marcha o atados todos los proyectos que puedan antes de que finalice el mandato, tratando de aprovechar además que en el Gobierno de Madrid está su partido, con Pedro Sánchez al frente y, ahora, con el todavía concejal José Bayón en un lugar clave del Ministerio de Industria. Aunque sea por poco tiempo, confían en que pueda cobrar impulso el proyecto del CAT y que se desarrolle como está previsto el de Smart Digital Segovia, además del denominado Ciudad Tecnológica 5G de Telefónica, que ha dado sus primeros pasos como experiencia piloto.

El debe de los autobuses

Y si se le pregunta al Partido Popular, todos estos asuntos y proyectos están en el debe del equipo de Luquero, además del servicio de transporte urbano, porque el grupo mayoritario de la oposición mantiene sus dudas de que los nuevos autobuses estén funcionando en mayo, dados los retrasos que acumula la adjudicación, además de los plazos de que dispondrá la concesionaria para que circulen.

Suma el PP la «necesidad» de dotar a la ciudad y a la Policía Local de un nuevo cuartel para el cuerpo de seguridad, para lo que tendrá que contar con la Junta, también la definición y ejecución de un nuevo recinto ferial, y además la licitación del contrato del servicio de vigilancia y control de la ORA, pues la vigencia del actual caducó y ha sido aprobada su continuidad varias veces, la revisión de las ordenanzas fiscales, de las que dice que ya quedó pendiente el año pasado la revisión de la tasa de recogida de basuras, y añade la adjudicación del contrato de este servicio y el de limpieza viaria, que quieren licitar en los próximos meses.

Áreas históricas

La oposición menciona como suspensos proyectos que podrían estar terminados en los ocho meses que quedan o que lo estarán ya iniciado el siguiente. Como el Plan Especial de las Áreas Históricas, que implica la aprobación por la Consejería de Fomento una vez que, a fin de año, el pleno municipal apruebe el texto final con la resolución de las alegaciones. El PEAHIS tiene implícito el desarrollo en el próximo mandato de la quincena de convenios urbanísticos que contiene, que afectan a distintas partes de la ciudad y cuyo inicio ha de hacerse en ese tiempo.

Izquierda Unida, solos o con Podemos

La conjunción co nPodemos, en un proceso no cerrado, puede determinar la candidatura de IU a la Alcaldía. El actual portavoz, Ángel Galindo, no ha tomado una decisión, pero estaría dispuesto a seguir. «No tengo problemas para encabezar una lista de IU con otras fuerzas políticas , pero para mi decisión influiría la composición de la candidatura», advierte.

Todavía no consta en ningún proyecto concreto, pero reordenar el entorno del Acueducto en la plaza de Artillería, es otra asignatura pendiente desde mediados del siglo XX, y más desde el corte de tráfico bajo el Acueducto que decidió Ramón Escobar en 1992. La necesidad de hacer una remodelación integral de la zona la comentó Luquero hace unos meses tras la ampliación del espacio peatonal junto al monumento romano: «Cuando podamos invertir de verdad aquí tienen que ir millones de euros porque es el lugar más emblemático de la ciudad, pero el Ayuntamiento no está en estos momentos, ni lo va a estar a medio plazo, en condiciones de hacer una gran inversión».

El listado de cosas por hacer puede ser muy amplio. En cartera está también el arreglo del eje de la calle de San Agustín, como prolongación de las obras que se realizan en San Juan, una solución definitiva para el pavimento de Padre Claret, seguir renovando las redes de abastecimiento y saneamiento, el traslado de las oficinas de Urbanismo, la ampliación de la peatonalización… y otros asuntos que no dependen directamente del Ayuntamiento, pero que están en el debate municipal, como la cesión de las travesías de carreteras de las que es titular la Junta, el desarrollo del proyecto de Las Lastras y del entorno de la antigua estación de ferrocarril, o la construcción (probablemente en esta zona) de una nueva estación de autobuses. La oposición no da tregua y la tensión seguirá 'in crescendo' hasta mayo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos