La afluencia de turistas obliga a cortar al tráfico los accesos al recinto amurallado

Retención de tráfico en la avenida Padre Claret./Antonio de Torre
Retención de tráfico en la avenida Padre Claret. / Antonio de Torre

Los cuatro aparcamientos subterráneos de la ciudad están completos desde primera hora de la tarde

Q. Y.Segovia

Si tiene pensado dar una vuelta este sábado por el centro de Segovia más le vale armarse de paciencia. Tanto si va a circular en coche como a pie, la tranquilidad va a ser un aspecto fundamental. Desde primera hora de la tarde, Segovia está abarrotada de miles de turistas, tanto nacionales como extranjeros. Temperaturas menos frías que a principios de semana y un sol que anima a disfrutar de los encantos de una ciudad Patrimonio de la Humanidad han alentado a los turistas a llenar las carreteras y calles de Segovia.

Más imágenes del puente

Las terrazas de la avenida del Acueducto están repletas de gente. También la Calle Real, donde andar a paso ligero resulta imposible debido a los numerosos grupos que disfrutan de los distintos encantos de una vía que une el Acueducto con la Plaza Mayor.

La situación en las carreteras de la ciudad tampoco es fluida. Los agentes de la Policía Local trabajan a destajo para intentar evitar retenciones, aunque estas se producen desde primera hora de la tarde en las inmediaciones del recinto amurallado. Así, a la una de la tarde se ha procedido a cortar el acceso al casco antiguo por la calle Doctor Velasco, así como las entradas al barrio de San Millán, donde no queda libre una plaza de aparcamiento.

Tampoco quedan plazas para aparcar el vehículo en ninguno de los cuatro aparcamientos subterráneos de Segovia capital. Los 'parking' de Padre Claret, de la Avenida del Acueducto, de las Oblatas y de la calle Ezequiel González cuelgan desde primera hora de la tarde el cartel de completo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos