Las alegaciones por bajas temerarias retrasan la concesión de la línea de autobús Madrid-Segovia

Viajeros en la estación de autobuses de Segovia./
Viajeros en la estación de autobuses de Segovia.

Ignacio Santos, director general de Transportes de la Junta, cree que si no hay recursos en menos de un año estará prestando el servicio la nueva adjudicataria

MÓNICA RICOCuéllar

La concesión de la línea de transporte de viajeros entre Segovia y Madrid continúa sin adjudicación, y no se prevé que se pueda conocer la empresa adjudicataria en breve, puesto que en estos momentos se ha abierto una fase de presentación de alegaciones hacia aquellas empresas que han presentado una baja desproporcionada o temeraria, según afirmó este sábado en Cuéllar el director general de Transportes de la Junta de Castilla y León, Ignacio Santos, quién sigue muy de cerca la licitación, que depende del Ministerio de Industria.

De hecho, hace unos días mantuvo Santos un encuentro con uno de los responsables ministeriales para plantear que se considere la importancia estratégica de esta línea de transporte por carretera para Castilla y León, aunque no esté gestionada por el gobierno regional. Éste sí la apoya con un descuento en los bonos desde octubre del año pasado.

Seguridad

El encuentro tuvo como finalidad plantear que la Junta espera que, teniendo en cuenta todos los criterios de licitación establecidos, la empresa adjudicataria tenga «al menos la misma seguridad que la que lo está prestando hasta ahora, que es La Sepulvedana, con quien mantenemos una absoluta relación de cordialidad y trabajo».

Igancio Santos apuntó que una vez que se resuelvan las alegaciones de las bajas temerarias, espera que se adjudique el contrato de la línea Madrid-Segovia, para después abrir el plazo de seis meses para que la adjudicataria pueda realizar la compra del material.

Si no hay recursos que suspendan los tiempos administrativos, en menos de un año podría estar en funcionamiento el servicio con la nueva empresa licitadora, a la que el director general pidió «la misma seriedad y el mismo rigor en su labor que ha tenido la empresa que lo ha venido desempeñando hasta ahora».