El plan de gestión del Acueducto prevé estar listo «antes de final de año»

Parte del canal de Acueducto que se arreglará en estas obras./
Parte del canal de Acueducto que se arreglará en estas obras.

Ante la falta de financiación, el Ayuntamiento de la capital segoviana no realizará más trabajos sobre el monumento, apunta la concejala Claudia de Santos

DIANA GILsegovia

La Junta de Castilla y León y el Ayuntamiento de Segovia trabajan en la elaboración de un plan de gestión del Acueducto, del que ya existe un primer borrador. Claudia de Santos, concejala de Patrimonio Histórico y Turismo, ha asegurado que cuando el estudio esté listo, espera que «antes de Navidad», se conocerán cuáles son los «trabajos a corto, medio y largo plazo».

Además, servirá para consensuar todo lo relacionado con el Acueducto pues «no solo es solo con la conservación, sino que también están los usos o la promoción».

más noticias

En este borrador no está cuantificado el gasto que supone el mantenimiento monumento a la ciudad. El Ayuntamiento viene trabajando durante los últimos años con una financiación propia de 13.000 euros, de los cuales 10.000 están destinados a las tareas de conservación de la parte soterrada, y el resto se designa a la zona elevada, que es la parte más turística del bimilenario monumento. Estos 3.000 euros están destinados a un mantenimiento «elemental» del Acueducto con la eliminación de hierbas con raíz que aparecen en el canal, como son las zarzas o los ailantos.

Las actuaciones de conservación del Acueducto, «simples, pero de gran importancia» según la concejala, ya han dado comienzo este martes después del acopio de material y la colocación de andamios del día antes. Son dos intervenciones las que se llevarán a cabo, la primera de ellas consistirá en poner fin a las filtraciones del canal de plomo. Para ello se levantará y limpiará la conducción y finalmente se impermeabilizarán las juntas de la tubería original. Se realizará como lo hacían los antiguos romanos, con un mortero de cal.

Convenio turístico para aumentar los fondos

un consorcio de ciudades patrimonio

El Consorcio de la Ciudad de Santiago o el de la Ciudad de Cuenca y de la Ciudad de Toledo perciben suficientes recursos económicos que les permiten recibir cantidades fijas del Gobierno para la mantener el patrimonio de sus ciudades. Por este motivo, el Partido Castellano, a través del un diputado de Compromís, ha presentado una Proposición no de Ley para que se cree un Consorcio entre las ciudades de Segovia, Salamanca, Ávila y Alcalá de Henares (Madrid) que permita recibir estos fondos fijos de la administración, ya que por el momento no percibe ninguna de estas cantidades. Claudia de Santos ve con buenos ojos la creación de esta organización turística porque «no puede suponer más que bien». De esta forma se recibiría una cantidad determinada cada año que permitiría «realizar planteamientos a largo plazo», ya que solo trabajan en la conservación del patrimonio de la ciudad cuando se consigue una subvención. Esto provoca que vayan «a salto de mata», según la concejala de Patrimonio Histórico y Turismo. Aunque no quiere aventurarse en cuanto se aumentarían los fondos, si se comparan con el de otras ciudades sería «muy importante», añade De Santos.

Claudia de Santos espera que se pueda hacer «con la misma pericia con la que lo hacían los romanos». Estas obras se harán en dos zonas, en la salida del desarenador de San Gabriel y la parte de la zona medieval.

Palomas 'non gratas'

La segunda actuación será la de evitar el anidamiento de palomas, «un ave no deseado en el Acueducto», ya que se introducen en los diferentes huecos del monumento y horadan en su interior. Estos agujeros se taparán con pequeños trozos de granito, y además se retirarán excrementos, se desinfectarán y limpiarán las zonas afectadas por estos animales.

El presupuesto total de estas operaciones es de 30.000 euros, obtenidos con la colaboración de Bankia. Una parte, 8.000 euros están dedicados al control de palomas y el resto para tratar las filtraciones. Está previsto que tengan una duración de tres meses y se intervendrán en 600 metros de longitud, sobre el casi kilométro que tienen la zona elevada.

Dada la necesidad de realizar otras obras en el Acueducto, como arreglar en su totalidad las filtraciones del canal de plomo se buscarán nuevos convenios, ya sea con el actual de una forma «estable» o previsiblemente con el resto de bancos «ya que son los que tienen financiación», comenta Claudia de Santos, pero por el momento no hay previstas más obras.