La rotura de una tubería inunda la iglesia de la Santísima Trinidad del Arrabal

Imagen del interior de la iglesia en la que se puede apreciar el barro y los restos de agua./WORD
Imagen del interior de la iglesia en la que se puede apreciar el barro y los restos de agua. / WORD

El agua, que alcanzó una altura de entre 30 y 40 centímetros en el interior, ha producido daños materiales en los bancos, la megafonía, los radiadores y en la ropa litúrgica

REDACCIÓN / WORDSALAMANCA

La rotura de una tubería de agua en la carretera de la Fregeneda, en la madrugada de este jueves, ha provocado la inundación de la iglesia de la Santísima Trinidad del Arrabal de Salamanca, que ha llegado a alcanzar en su interior una altura de entre 30 y 40 centímetros.

Según ha informado la Diócesis de Salamanca, el suceso ocurrió sobre las 01.30 horas y el servicio de Bomberos del Ayuntamiento de Salamanca tuvo que actuar en el templo, para achicar el agua de su interior tras recibir la llamada de los vecinos del barrio.

Horas después, la Delegación de Obras de la Diócesis de Salamanca ha evaluado los daños, ya que, tras la entrada de agua y barro al interior a «casi medio metro de altura», ha afectado a los bancos de madera, a los radiadores eléctricos, la ropa litúrgica, la megafonía o las alfombras del altar.

En cuanto a las imágenes titulares de la Hermandad del Cristo de Amor y de la Paz y de la Cofradía de Nuestra Señora de la Encarnación, la Diócesis ha señalado que «no se han visto afectadas por el agua en ningún momento».

«Una vez que se realice la peritación del seguro oportuno se procederá a la limpieza y recuperación del interior del templo para que se puedan desarrollar sus celebraciones habituales», ha concluido la entidad religiosa.