El PSOE desoye al PP y Cs y no secundará las mociones en defensa del Archivo

Imagen de archivo de una reunión del pleno del Ayuntamiento de Salamanca. /MANUEL LAYA
Imagen de archivo de una reunión del pleno del Ayuntamiento de Salamanca. / MANUEL LAYA

Los socialistas plantarán cara a Mañueco en el pleno y le acusan de abrir «un falso debate»

RICARDO RÁBADE / WORDSALAMANCA

Partido Popular y Ciudadanos evidenciaron ayer su plena sintonía en su estrategia por impedir la salida de más fondos del Archivo de la Guerra Civil e intentar frenar las reivindicaciones que la Generalitat de Cataluña ha planteado al ministro de Cultura, José Guirao.

Populares y naranjas presentarán sendas mociones con unos contenidos muy similares en la sesión plenaria que se celebrará mañana en el Ayuntamiento de la capital salmantina, aunque el portavoz municipal del PP, Fernando Rodríguez, puntualizó que la moción que defenderá su partido «es más completa» que la que presentará Cs. Ello no será óbice para que, presumiblemente, se puedan debatir ambas mociones al mismo tiempo en el pleno y, salvo sorpresa mayúscula, serán ratificadas, dado que la suma de los votos de los concejales del PP y de Ciudadanos resulta plenamente suficiente para sacarlas adelante.

Rodríguez aprovechó ayer la explicación de los contenidos de la moción a los periodistas para instar al portavoz municipal del PSOE, José Luis Mateos, a que priorice, tal como el edil socialista ha prometido, los intereses de Salamanca por encima de los posicionamientos partidistas, lo que debería traducirse, según su criterio, en que los ediles socialistas voten a favor de la moción en defensa del Archivo.

La respuesta del PSOE no se hizo esperar y vino de boca de su portavoz municipal José Luis Mateos, quien criticó la estrategia desarrollada por el alcalde Alfonso Fernández Mañueco en este espinoso asunto, quedando patente que su partido no refrendará las mociones del PP y Cs sobre el Archivo. Mateos rem aró que su desafío, como candidato que es a la Alcaldía de la ciudad, es aportar soluciones los problemas de los ciudadanos salmantinos, cumpliendo en todo momento la legislación vigente. Frente a ello, Mañueco ha promovido «un falso debate» con sus declaraciones sobre el Archivo, creando de esta forma «debates estériles» sobre cuestiones que «ni siquiera existen», aludiendo de esta forma, sin mencionarlas expresamente, a loas interpretaciones que han circulado sobre los contenidos de la entrevista que mantuvo el ministro de Cultura, José Guirao, con la consejera de Cultura de la Generalitat, Laura Borrás, el pasado mes de octubre. El alcalde reaccionó días después con contundencia a las declaraciones que lanzó tanto el ministro como la consejera catalana, al no dudar en augurar que el Gobierno iba a autorizar el trasladol de nuevos documentos del Centro Documental de la Memoria Histórica (CDMH) a Cataluña.

Mateos elevó el tono de sus críticas cuando reiteró que, mientras el alcalde se dedica a promover «estos falsos debates» sobre el Archivo, no está cumpliendo con sus obligaciones como regidor de Salamanca, dado que optó esta semana por no presidir ni asistir a la reunión que celebró la Junta de Portavoces –órgano municipal donde se concreta el orden el día del pleno consistorial– y prefirió participar en la inauguración del nuevo Consistorio de la localidad palentina de Guardo.

Además, el portavoz municipal del PSOE recordó que en 2014, con Mariano Rajoy gobernando el país, el Gobierno del PP autorizó la salida de una nueva remesa de papeles del Archivo salmantino, tal como acordó el Patronato del Centro Documental de la Memoria Histórica en junio de aquel año y que se tradujo meses después, concretamente en diciembre, en la salida de más fondos del edificio de la calle Gibraltar.

En la moción del PP se reseña que «nos encontramos otra vez con el mismo guión y los mismos actores, ya que en 2005 un Gobierno socialista, presidido por José Luis Rodríguez Zapatero, y con la actual vicepresidenta, Carmen Calvo, como ministra de Cultura, pactó con los separatistas la aprobación de una ley que permitiera el expolio del Archivo de la Guerra Civil. Y es que ahora, «un Gobierno socialista, presidido por Pedro Sánchez, en deuda con los separatistas catalanes, vuelve a utilizar el patrimonio de todos los españoles para pagar su deuda con quienes quieren romper con España».

En la moción del PP se insta también al Ejecutivo a que exija a la Generalitat el retorno al CDMH de los documentos trasladados a Cataluña que no se han podido devolver a sus legítimos propietarios, además de requerir al Ministerio de Cultura a que convierta el cen tro en «una referencia nacional para la concordia y la convivencia en democracia», abarcando desde la II República hasta la Transición.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos