El Martes Mayor brilla con luz propia dentro del elenco de las fiestas de verano

Aspecto de la Plaza Mayor de Ciudad Rodrigo, llena de gente./JOSÉ VICENTE-ICAL
Aspecto de la Plaza Mayor de Ciudad Rodrigo, llena de gente. / JOSÉ VICENTE-ICAL

Participaron un total de 212 puestos y miles de personas que llegaron desde todos los puntos de la comarca

S.G.CIUDAD RODRIGO

«El Martes Mayor es la cúspide de las fiestas de verano». Así se refirió el alcalde de CiudadRodrigo, Marcos Iglesias, a esta fiesta de exaltación del comercio local, que ayer cumplió 35 años y que busca sus orígenes históricos en la concesión por parte de los Reyes Católicos de un mercado franco a la localidad allá por el año 1475.

En esta oportunidad se dieron cita 212 puestos, dos más que el año anterior, de los que 27 llegaban por primera vez a esta plaza, en concreto, ocho de Ciudad Rodrigo y 19 de fuera. Pero este multitudinario Martes Mayor, secundado por miles de personas de toda la comarca mirobrigense, deja otras cifras como, por ejemplo, que del total de puestos, 113 eran locales: 65 de comercios, 15 de artesanía variada, 15 de asociaciones e instituciones varias, 13 de bares y cinco de niños. Los otros 99 puestos procedían de lugares tan variados como Cáceres, Badajoz, Valladolid o Ciudad Real aunque la mayor parte eran originarios de la provincia de Salamanca.

El alcalde quiso destacar otra serie de aspectos relacionados con esta fiesta, que en esta edición se celebró en el marco del 75 aniversario de la declaración de Ciudad Rodrigo como Conjunto Histórico-Artístico. Esa fue la temática que se propuso a los comerciantes para ambientar sus puestos pero, tal y como refleja el acta del jurado, no se presentó ningún participante en esa modalidad.

En el caso de los premios del comercio, el primer puesto fue para Ferretería Sertorio; el segundo para Dedal de Plata y el tercero para Mónica Monroy Fotografía. Precisamente, Sertorio González fue reconocido el día previo al Martes Mayor por su contribución al comercio local. El primer premio de escaparates fue para Dedal de Plata, seguido de Mónica Monroy Fotografía y el tercero quedó desierto.

El 75 aniversario de la declaración del Conjunto Histórico fue la temática de la cita

Por otra parte, Marcos Iglesias apuntó que la importante presencia de empresario en la cita «quiere decir que Ciudad Rodrigo es una plaza importante y que comercialmente tiene un gran interés». La temática fue de lo más variada con presencia de empresas de artesanía, alimentación, ropa o calzado. También cada año se reservan varios puestos para asociaciones o colectivos.

Toda esa variedad hace que Ciudad Rodrigo sea un lugar «en el que se puede adquirir cualquier tipo de bien, producto o servicio», añadió el primer edil, «es un día de exaltación del comercio que fue y del que esperamos siga siendo».

En declaraciones a los medios, Marcos Iglesias reconoció que el comercio «sufre los efectos negativos de la despoblación pero en nuestro contacto con los comerciantes y los empresarios vemos que tienen muchas ganas de salir para adelante», al tiempo que apostó por establecer nuevos lazos comerciales con Portugal.

El tiempo del comercio dio paso al de la hostelería, con gran ambiente por las calles durante toda la jornada que terminó con la actuación de una orquesta en el parking del Mercado de Abastos.