La Glorieta se sitúa como referente del verano y de las emociones mirobrigenses

Los primeros participantes en la actividad durante la mañana de ayer./S.G.
Los primeros participantes en la actividad durante la mañana de ayer. / S.G.

El programa para niños promovido para el Ayuntamiento arrancó ayer con las 100 plazas cubiertas y la coordinación de Cívitas

S.G.CIUDAD RODRIGO

El parque de La Glorieta ha vuelto a convertirse en uno de los referentes del verano con el inicio del programa de animación infantil que este año lleva por título «Una Glorieta emocionante» y en el que se trabajan especialmente las emociones y los sentimientos.

El primer grupo de niños comenzó ayer a trabajar en los diferentes espacios que se han programado, en total, serán un centenar los que disfruten de la actividad dado que se han cubierto todas las plazas. Como en ediciones anteriores los niños están divididos en dos grupos de edades: de cuatro a seis años y de siete a doce. Los más pequeños acudirán los martes y los jueves de 11:00 a 13:30 horas y los más mayores los lunes y los miércoles en el mismo horario.

El objetivo de este proyecto es el de fomentar la creatividad y la imaginación de los participantes, estimular el reconocimiento e identificación de las emociones, incentivar la comunicación grupal o estimular la expresión y la comunicación en primera persona.

Para lograr estas metas se servirán de diferentes herramientas lúdicas como juegos o talleres y todos los viernes se desarrollará una obra de pequeño formato. La primera de ellas tendrá lugar el viernes 26 de julio con The Freak Cabaret Circus con el montaje «Bicirco»; el dos de agosto llegará Armadanzas con «El patio de mi asa», y el nueve de agosto Kamaru Teatro con «Los cachivaches de don Baldomero».

Estas obras están abiertas a la participación tanto de los niños que están inscritos en la actividad como de los que no.

Esta es la octava ocasión consecutiva en la que la asociación Cívitas está al frente del proyecto con el que en esta oportunidad pretenden «que los niños reconozcan muchas de las emociones y utilicen el lenguaje emocional», recuerdan desde el colectivo.

El programa incluye, además, un taller de radio impartido por la periodista Rebeca Jerez que también repite cada edición.