Fiesta anual de la Asociación de Mayores Virgen del Robledo de Sequeros

Los miembros de la junta directiva con el alcalde y el músico./M. J. GUTIÉRREZ
Los miembros de la junta directiva con el alcalde y el músico. / M. J. GUTIÉRREZ

Casi un centenar de socios se dan cita en esta jornada en la que se rinde un homenaje a un matrimonio por sus bodas de oro y a una de las mujeres de más edad

MARÍA JESÚS GUTIÉRREZ / WORD

Hace tan sólo unos días que finalizaron las fiestas patronales en honor a la Virgen del Robledo en Sequeros y ayer le tocó el turno a la Asociación de Mayores que lleva el nombre de dicha Virgen celebrar su fiesta anual, un encuentro en el que se dieron cita casi un centenar de personas, concretamente 92 si se cuenta al alcalde, Mauricio Angulo, que los acompañó en este día y también a Mariano Díaz, quien amenizó la eucaristía por la mañana y por la tarde el baile.

Fue un encuentro que se inició con la eucaristía de acción de gracias, como no puede ser de otra forma, y que contó con una comida de confraternidad en el edificio Alma, que finalizó con el homenaje a varios de los socios de esta agrupación. En este caso se entregaron placas a los matrimonios que celebran sus bodas de oro, que fue sólo uno, el formado por Juan Antonio Acera Sánchez y Ana Rodríguez Rodríguez, que las cumplieron el 8 de febrero; y a María Gómez Gándara, que nació el 29 de enero de 1930, por ser una de las socias de mayor edad que aún no había recibido el reconocimiento de esta asociación.

Tras la comida, en la que no faltó la animación entre los comensales y la buena conversación, los mayores continuaron celebrando su fiesta con un baile, el que animó Mariano Díaz, un asiduo a esta celebración, que lleva años acompañando a los sequereños en este día.

De esta forma, los mayores pasaron un día agradable en compañía de las personas de su misma edad y en su pueblo.