La espera media para operarse baja de los 100 días y los pacientes, de 5.000

Uno de los dos quirófanos del servicio de Urología del Hospital Clínico de Salamanca. /WORD
Uno de los dos quirófanos del servicio de Urología del Hospital Clínico de Salamanca. / WORD

El Complejo Asistencial de Salamanca sigue siendo el que peores cifras presenta de la región, pero registra un notable descenso en este trimestre

I.L.SERRANO / WORDSALAMANCA

En sanidad todas las buenas noticias son muy bien recibidas, y si de lo que hablamos es de la sanidad salmantina, que acumula calificativos negativos desde hace años, aún más.

La buena noticia es que la lista de espera quirúrgica del Complejo Asistencial de Salamanca ha descendido de manera importante en comparación con el segundo trimestre de 2017 y mejora también la situación respecto al primer trimestre del presente año. Según los últimos datos facilitados por Sacyl, los pacientes que se encontraban en espera a finales del mes de junio descendieron a 4.790 personas lo que representa 550 menos que el pasado trimestre de 2018 y 1.200 menos que el pasado año.

También es destacable que después de mucho tiempo, el tiempo medio de espera descendió de los cien días y se quedó en 97, una cifra que supone 30 menos que hace un año y 15 menos que el pasado trimestre.

Por lo que respecta al grado de prioridad a la hora de efectuar la operación, en el nivel 1, aquellas operaciones que según Sacyl deben realizarse en un tiempo máximo de 30 días, la espera media fue de 12, así que el 100 de las 148 operaciones incluidas en este nivel se realizaron en tiempo.

En grado 2, operaciones que deberían tener como máximo 90 días de espera, la media es de 99, porque solo 693 de las 1.251 incluidas se realizan en ese o en menos tiempo y 558 superan esos 90 días con creces.

Finalmente, en las operaciones para que los responsables sanitarios establecen como espera apropiada 180 días, la media es también de 99 días, ya que de las 3.391 previstas el 85% se realizaron en un periodo inferior.

Pese a esta mejoría general en los datos, el Complejo Asistencial de Salamanca sigue siendo, con esas 4.790 personas esperando para operarse, el que más pacientes tiene en lista de espera, y los 97 días de media son también los más altos de toda Castilla y León. Para justificar esta situación pese a la mejoría, el consejero de Sanidad lo relacionó con el hecho de ser el centro de la Comunidad con numerosos servicios de referencia.

Por especialidades, el tiempo de espera desciende en casi todas. Muy significativa es la bajada en Angiología y Cirugía Vascular, que ha pasado de 130 días de espera a finales de marzo a 55 ahora. Sin embargo en Cirugía Cardíaca, este tiempo de espera sube de 32 a 50 días.

Y el descenso más espectacular se produce en Urología, que pasa de 209 a 105 días de espera.

Cirugía Plástica, con 158 días y Traumatología, son las especialidades que acumulan más días de retraso.

Castilla yLeón

Por lo que respecta a Castilla y León, sus enfermos tuvieron que esperar una media de 65 días para ser operados en el segundo trimestre del año, 15 días menos que hace un año, cuando la cifra se elevó a 80, lo que se traduce en un descenso del 22,6 por ciento. Además, a 30 de junio había 23.576 personas pendientes de entrar en el quirófano, es decir, 2.416 menos, lo que implicó una caída de un 9,2 por ciento, según los datos presentados ayer por el consejero de Sanidad, Antonio María Sáez Aguado.

Asimismo, el titular de Sanidad subrayó que todos los pacientes graves con procesos calificados como prioridad 1 fueron intervenidos en un plazo inferior a 30 días. Al cierre del primer semestre del año, había 23.576 personas a la espera de entrar en el quirófano, lo que supone un descenso, con 2.416 menos que hace un año.

Sáez Aguado destacó que estos datos son el resultado de las medidas del Plan Perycles, que cumplió en marzo los dos años de ejecución y que ha permitido que todos los hospitales púbicos de Castilla y León se sitúen ya por debajo de la media nacional en lista de espera quirúrgica. Los últimos datos disponibles, a diciembre de 2017, señalan que la demora media en el conjunto del país era de 106 días, frente a los 78 de la región en esa fecha y los 65 días alcanzados en junio.

Además, la tasa de pacientes en lista de espera por mil habitantes en la Comunidad es 10 y la del Sistema Nacional de Salud (SNS), 13 en diciembre pasado. En este apartado, doce de los 14 centros de la región tienen una tasa inferior a la estatal, lo que permite situar a Castilla y León en el cuarto lugar.

El consejero subrayó la evolución positiva de las esperas quirúrgicas en los dos últimos años, un tiempo «prudencial» para analizar el efecto de los cambios organizativos, el incremento de algunos recursos y de actividad. También mencionó el esfuerzo de los profesionales. No en vano, recordó que el número de pacientes en espera en este tiempo ha bajado un 27,3 por ciento, con 8.891 menos. Citó los descensos «muy significativos» en hospitales como El Bierzo (caída del 53,2 por ciento); el Clínico de Valladolid (42,9 por ciento menos); el de Ávila (36,8 por ciento menos) o el Complejo Asistencial de Salamanca (descenso del 32,6 por ciento con respecto a 2016).

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos