«La eficacia, efectividad y valor de las vacunas están fuera de toda duda»

Luis Marcos y Raquel Carnero, coautores de 'Vacunando. ¡Dos siglos y sumando!', en la Feria del Libro de Salamanca. /LAYA
Luis Marcos y Raquel Carnero, coautores de 'Vacunando. ¡Dos siglos y sumando!', en la Feria del Libro de Salamanca. / LAYA

Los farmacéuticos Luis Marcos y Raquel Carnero presentan un libro para todos los públicos que desmonta los bulos del movimiento antivacunas

DANIEL BAJO / WORDSALAMANCA

«La eficacia, la efectividad y el valor de las vacunas están fuera de toda duda. No hay excusas, desde un punto de vista científico, para no usarlas». Es el mensaje que la farmacéutica Raquel Carnero lanzó ayer al movimiento antivacunas. Es la coautora del libro 'Vacunando ¡Dos siglos y sumando!', publicado por Ediciones Universidad de Salamanca y presentado ayer en la Feria del Libro de la capital. El coautor Luis Marcos, el ilustrador Íñigo Ansola y varios representantes de la USAL y del Colegio de Farmacéuticos de Salamanca también participaron en la citada presentación.

'Vacunando ¡Dos siglos y sumando!' «es una apuesta de la Universidad, de la editorial de la Universidad, a petición nuestra», explicó la coautora. «Somos farmacéuticos, estudiamos aquí... y nuestra idea es que el conocimiento llegue de manera divulgativa. En el libro hablamos de calendarios, de políticas de vacunaciones... pero sobre todo queríamos que la gente hallase un documento de referencia para solventar dudas. Cuenta con una sección de preguntas y respuestas sobre los componentes de vacunas, por qué vacunarse a corta edad, qué pasa si se pierde el 'efecto rebaño'... es un documento de consulta».

También incluye un apartados sobre el rol de las investigadoras «de las que no conocemos nada, pese a que han estado ahí», y de gestas como la Expedición Balmis «de la que, como españoles, deberíamos estar muy orgullosos, de esa labor internacional desde España para erradicar la viruela» en todo el Imperio español a principios del siglo XIX.

El libro, obviamente, es un alegato contra el movimiento antivacunas. «Estamos trabajando mucho en redes sociales», explica Raquel Carnero. «Queremos que las redes se muevan a la misma velocidad, al menos, que los antivacunas, que haya esa masa científica con argumentos, porque nuestro libro tiene argumentos científicos y está revisado, e ir mas allá. Además de que el mensaje sea bueno y correcto, queremos que la gente sepa que tienen fuentes en internet a las que acudir de forma veraz, que no se deje levar por blogs y rumores, sino que sepan a dónde acudir para obtener información veraz».

Argumentos falsos

La experta explica las causas de que algunas personas decidan no inmunizar a sus hijos. «Hay una disminución de la percepción del riesgo. No piensan que las enfermedades están acechando». La realidad es que tan sólo la viruela está erradicada «y pronto la polio». Las demás siguen existiendo. Parecía que las epidemias de paperas o sarampión habían pasado a la historia pero «estamos viendo muchos casos en Madrid, repuntes en adolescentes... todo eso no es casualidad. Se han juntado varios factores, no sólo los antivacunas, que han llevado a masas enteras de gente a no vacunarse». También es cierto que «en España las coberturas de vacunación son altas, sobre todo en la edad infantil, pero no así en las adultas, donde las tasas de vacunación de gripe, por ejemplo, no son tan altas. Pero no hay una posición de riesgo como en Francia o en Estados Unidos».

Raquel Carnero también señala a que algunos partidarios de no inmunizarse «tienen miedo a lo institucional, a que venga pautado por el Gobierno... aunque en España no es obligatorio vacunarse, sólo una recomendación». En cuanto a los presuntos «intereses económicos» y las supuestas imposiciones de las multinacionales «no son verdad». «Y también es importante decir que los costes en vacunas en España no superan el 0,3% del gasto sanitario total, que es algo irrisorio. Es una de las inversiones en salud publica más rentables y más efectivas. Por cada euro invertido se retornan 4 o 5 a la sociedad». E insiste de nuevo en que, científicamente hablando, no hay ninguna excusa para no inmunizarse.