Cs detecta muchos puntos de encuentro con el programa del PP y abre la puerta a un pacto para gobernar en Salamanca

Fernanado Castaña, Ana Suárez y Juan José Sánchez, durante la rueda de prensa./WORD
Fernanado Castaña, Ana Suárez y Juan José Sánchez, durante la rueda de prensa. / WORD

Ana Suárez asegura que una vez analizadas las coincidencias y la forma de plasmarlas en la actuación del Ayuntamiento, decidirá si entran a formar parte del equipo de Gobierno

Isidro L. Serrano
ISIDRO L. SERRANOSALAMANCA

El primer encuentro entre Ciudadanos y PP para negociar el apoyo de la formación naranja a los populares cara a la formación de gobierno en el Ayuntamiento de Salamanca sirvió para que Ana Suárez y su equipo encontraran muchos puntos en común entre sus propuestas y el programa de los populares, por lo que, aunque la cabeza de lista de Cs aseguró que en la reunión no se habló de la posibilidad de que este partido entre en el equipo de Gobierno municipal de la capital salmantina, todo apunta a que facilitarán la toma de posesión como alcalde de Carlos García Carbayo.

Ana Suárez afirmó ante los medios que tras esta primera reunión las «sensaciones era positivas para llegar a un acuerdo», al tiempo que aseguraba que las propuestas programáticas de ambas formaciones van «en la misma línea» y que, por tanto, mantendrán un nuevo cónclave en un breve espacio de tiempo para seguir avanzando en las negociaciones.

Sin embargo, en esta primera toma de contacto entre ambos partidos no se habló de un futuro gobierno municipal, puesto que «no se ha hablado de nombres sino de programa». «Una vez analicemos si tenemos un acuerdo en las líneas programáticas, analizaremos si queremos entrar en el gobierno y aportar en alguna delegación o no», explicó Suárez, quien a la pregunta de si hay posibilidades de que sea la alcaldesa de Salamanca, contestó entre risas que «mi madre sigue diciendo que sí».

En relación a las declaraciones del socialista José Luis Mateos, que había lamentado el veto al PSOE en las negociaciones, Ana Suárez recordó que el PP es el «socio preferente, según las indicaciones que tenemos por parte de la Ejecutiva del partido», insistiendo en que tras esta primera reunión los puntos de encuentro eran muchos.

Suárez insistió en que la reunión de ayer había servido para presentar por ambas partes una serie de propuestas que debería marcar la acción de gobierno del Ayuntamiento «y que para nosotros son imprescindibles».

Así, lo principal para Ciudadanos en primera lugar es «parar la sangría de población joven y de más edad porque no encuentran oportunidades de trabajo». «Esa pérdida de población, relacionada con la pérdida de empleo, es lo principal y en lo que es prioritario trabajar de manera diferente, a la vista que el trabajo del Partido Popular desarrollado hasta ahora no ha tenido resultado», afirmó Suárez.

También consideró como un punto imprescindible «desarrollar un nuevo modelo de ciudad, con una conexión total de todos los barrios», donde los habitantes de las zonas más periféricas «se sientan en igualdad de condiciones que los habitantes del centro» con medidas que se desarrollen a través de «un único documento estratégico que permita cambiar la ciudad a largo plazo».

Por último, Suárez estableció como «tercer punto innegociable» aliviar la carga fiscal de los salmantinos, a través de «la congelación de todos los impuestos municipales en la próxima legislatura», así como con el compromiso de «bajar esos impuestos cuando la situación lo permita».

En la reunión de negociación entre el Partido Popular y Ciudadanos en Salamanca, en la que tampoco se habló de la denuncia contra el PP por la supuesta financiación irregular del partido en las primarias para elegir al secretario regional del mismo, participaron, por parte de la formación popular, el candidato a la Alcaldía, Carlos García Carbayo, y los concejales electos Fernando Rodríguez y María Victoria Bermejo, mientras que Ciudadanos contó, además de con su cabeza de lista, Ana Suárez, con los número tres y cuatro de la candidatura, Fernando Castaño y Juan José Sánchez respectivamente.