Cecale insta al presidente de la Diputación de Salamanca a convocar la Mesa de Diálogo Social

Aparicio muestra un documento durante la rueda de prensa./ICAL
Aparicio muestra un documento durante la rueda de prensa. / ICAL

Su presidente, Santiago Aparicio considera «muy preocupante» reducir la jornada laboral en las empresas o subir las pensiones y el SMI

SALAMANCA

El presidente de la Confederación de Organizaciones Empresariales de Castilla y León (Cecale), Santiago Aparicio, instó al presidente de la Diputación de Salamanca, Javier Iglesias, a convocar la Mesa del Diálogo Social en la provincia, porque él «es que tiene la potestad». A su juicio, esta negativa «va en detrimento de los trabajadores y los empresarios».

Así lo manifestó, acompañado por el presidente de Confaes, Juan Manuel Gómez, antes de la reunión de la Junta Directiva de Cecale, programada para este mes en Salamanca. Santiago Aparicio remarcó en sus declaraciones que la presencia de Confaes, como representación empresarial de la ciudad, está «muy definida y de manera nítida» tanto en el Estatuto de Autonomía como en el de los trabajadores, tal y como expuso.

Además, alegó que hay un informe de la expresidenta del Tribunal Constitucional, María Emilia Casas, que lo avala. Aparicio insistió en que Confaes «no se tiene que poner de acuerdo con ninguna otra organización» para poder estar presente en la Mesa, ya que es La Salina quien tiene en sus manos que «no sea Salamanca la única Diputación provincial que no la conforme». Además, añadió que así viene definido y «no hay que darle más vueltas», apuntó.

Asimismo, el presidente de Cecale señaló que UGT y CCOO son los sindicatos presentes, y por su parte, Confaes a través de Cecale, los que estén presentes en ese órgano. Santiago Aparicio sostuvo que ante esta negativa, «los que salen perdiendo son los trabajadores, los empresarios».

Por otra parte, Santiago Aparicio, consideró «muy preocupante» que se plantee la reducción de la jornada laboral en las empresas privadas «como se ha hecho entre los funcionarios».

Además, para el presidente de la patronal de Castilla y León la pretensión de «subir las pensiones, los salarios de los funcionarios o el salario mínimo interprofesional» sería «hipotecar al país para muchísimos años y España no está para gastar alegremente». Aunque afirmó que no quiere «ser alarmista», la realidad es que hay una «desaceleración internacional» debido, de forma fundamental, «al Brexit, a los aranceles de Estados Unidos o las guerras comerciales con China».

Reacción de CES

La Confederación Empresarios de Salamanca-CES lamentó la actitud «nefasta y misoneísta» del presidente de Cecale, Santiago Aparicio, así como del presidente de Confaes, Juan Manuel Gómez, mostrada antes de la reunión mantenida en la ciudad.

Dicen que «se niegan a aceptar el cambio de realidad empresarial que hay en la actualidad en Salamanca», a lo que añaden que «se limitan a cuestionar la representatividad de CES y su participación en las diferentes mesas de Diálogo Social».

Además señalaron que muchso empresarios de la región ay se cuestionan la forma de actuar de Ceale. Desde CES remarcaron que la «postura acérrima» de Cecale y Confaes al respecto «perjudica gravemente al empresariado salmantino» y además, a su juicio, «no se ajusta a la realidad actual del tejido empresarial».