Carbayo sitúa a Salamanca como referencia internacional en talento, cultura y turismo

Vecinas de Salamanca vistiendo el traje charro lideran la comitiva entre el Ayuntamiento y la Catedral. /SERNA
Vecinas de Salamanca vistiendo el traje charro lideran la comitiva entre el Ayuntamiento y la Catedral. / SERNA

El alcalde festeja San Juan de Sahagún resaltando los logros de la legislatura

RICARDO RÁBADE / WORDSALAMANCA

Unas contundentes proclamas de '¡Viva Salamanca¡' y '¡Viva San Juan de Sahagún!', verbalizadas por el alcalde Carlos García Carbayo y coreadas con firmeza y al unísono por todos los presentes, pusieron el broche de oro a la recepción institucional que celebró ayer el Ayuntamiento para rendir un emotivo tributo a su patrón, San Juan de Sahagún.

Previamente, los 27 ediles de la actual corporación municipal, que se encuentra en funciones y que está a punto de ingresar en el libro de la historia de Salamanca, dado que este próximo sábado será sustituida por la nueva corporación elegida en las urnas en los apasionantes comicios municipales del pasado 26 de mayo, se encaminó desde el Ayuntamiento hasta la Catedral –una imprescindible estampa que se repite cada 12 de junio– para asistir a la misa en honor al patrón de la ciudad y, posteriormente, participar en el acto institucional que siempre tiene lugar en tan señalada fecha en la modernista Casa Lis.

El alcalde resaltó especialmente durante su discurso institucional que Salamanca es actualmente «una ciudad mejor que hace cuatro años gracias al trabajo, el esfuerzo, el entusiasmo y la ilusión de toda la sociedad». Para ello, esgrimió como argumentos, para poner de relieve que la urbe salmantina es una ciudad en constante crecimiento, las cotas históricas que se han conquistado en materia de pernoctaciones y turistas, como se refleja en los más de 1,2 millones de turistas anuales con unas perspectivas futuras de mayor crecimiento aún.

Carbayo aportó dos datos numéricos reveladores, como es el hecho de que Salamanca tiene casi 8.000 afiliados más a la Seguridad Social y 4.000 parados menos desde que la presente corporación municipal comenzó a gestionar el Consistorio.

La red social tejida con las organizaciones y asociaciones sociales es «ejemplar» y los servicios a la dependencia «llegan cada día a más personas», aseveró el regidor, quien se congratuló también de que la ciudad se encuentre también en la vanguardia de la lucha contra la violencia machista y volcada en la igualdad real de oportunidades entre mujeres y hombres.

El gratificante panorama que pinceló el alcalde sobre el presente de la ciudad irradia otros indicadores especialmente significativos, como es el hecho de que Salamanca sea la primera Ciudad Patrimonio de la Humanidad que cuenta con una Estrategia de Infraestructuras Verdes para integrar la naturaleza en la vida cotidiana de la ciudad y aumentar de esta forma el bienestar y la salud.

En el plano cultural, el alcalde mencionó «propuestas únicas» como el Festival el Festival de Luz y Vanguardias, que arranca hoy y proyectará la ciudad internacionalmente.

Por otro lado, el alcalde remarcó que Salamanca es un modelo en la investigación nacional e internacional. En este sentido, alabó que la proliferación del talento se vea jalonado con la concesión de numerosos premios y reconocimientos por su excelente trabajo en todo el mundo. Recordó, además, la enorme capacidad de atracción que tiene Salamanca para los investigadores más brillantes, gracias a un programa único en España, tal como reconoce la propia comunidad científica y académica.

En otro pasaje de su alocución, el alcalde manifestó que, desde el diálogo y la búsqueda del entendimiento, se ha logrado construir «entre todos, una ciudad acogedora, accesible, cómoda, humana, segura y respetuosa con el medio ambiente». Para ello, se ha dedicado a escuchar y atender las demandas y necesidades de los salmantinos porque, según confesó, él ejercita la política para solucionar los problemas de las personas.

Desde una «profunda convicción de servicio público», tal como enfatizó, Carbayo apuntó que asumió la Alcaldía de Salamanca con la voluntad de «ser cercano a los vecinos, a sus preocupaciones e inquietudes». También afirmó que había podido comprobar en todos y cada uno de los barrios de la ciudad que «Salamanca es grande por la enorme talla humana de sus mujeres y hombres», dado que son «personas trabajadoras, serias, luchadoras, pero también entusiastas, alegres y vitales, con una gran capacidad para afrontar los retos y desafíos de un futuro ilusionante, para dar más oportunidades a nuestros jóvenes, estabilidad a las familias y seguridad a los mayores». Por todo ello, se mostró convencido de que «entre todos vamos a seguir avanzando, para conseguir una Salamanca más próspera».

Finalmente, agradeció a todos los salmantinos su esfuerzo diario para que Salamanca avance y sea un referente en muchos ámbitos, extendiendo este agradecimiento a los representantes de la a sociedad, a los empleados municipales y a los concejales del Ayuntamiento, especialmente a aquéllos que ya no continuarán en el próximo mandato y a los que les precedieron en la gestión.

Carbayo destacó que se ha construido «sobre lo edificado» y con la humildad y el rigor que legó el testimonio de vida de San Juan de Sahagún. También se refirió al exalcalde Alfonso Fernández Mañueco y señaló que «el liderazgo debe traducirse en resultados», indicando que «gracias a tu dirección y al trabajo de todos», Salamanca es hoy la ciudad del talento, la investigación, la cultura y la igualdad de oportunidad. También le deseó «suerte» en sus aspiraciones a presidir la Junta.