El autobús urbano superó los 13 millones de usuarios en 2018

El alcalde, junto a los conductores de los 12 nuevos autobuses de Salamanca y poersonal de la empresa concesionaria./LAYA
El alcalde, junto a los conductores de los 12 nuevos autobuses de Salamanca y poersonal de la empresa concesionaria. / LAYA

El Ayuntamiento anuncia que creará un grupo de trabajo para analizar la reforma de algunas líneas de autobús

REDACCIÓN / WORD

El Ayuntamiento ha presentado esta mañana los 12 nuevos vehículos de la flota de autobuses. Ésta está formada actualmente por 62 vehículos de los cuales 44 (un 71%( están propulsados por gas natural comprimido. Este incremento, ha destacado el alcalde, Carlos García Carbayo, ratifica el compromiso del Ayuntamiento de Salamanca con el respeto por el medio ambiente.

Los nuevos autobuses de gas natural, que han supuesto una inversión municipal de 3 millones de euros, sustituyen a los doce más antiguos de la flota, de los cuales diez eran de diésel. Tienen capacidad para 91 viajeros, espacios para personas en sillas de ruedas, faros de led, cargadores USB y cámara de marcha atrás. Cuentan con piso bajo y tres puertas y tienen una longitud de 12 metros con doble rampa para personas con movilidad reducida.

Cambios de líneas

Estas mejoras en los vehículos se han acompañado de refuerzos en las líneas para dar un mejor servicio a los ciudadanos, como la implementación, el pasado mes de octubre, de la Línea 13 (Huerta Otea-San José) en horas punta, y la instalación, de forma piloto, de dos cajeros automáticos de recarga en las oficinas de atención al usuario del servicio situada en la Gran Vía. El alcalde también ha adelantado la intención del Ayuntamiento de crear un grupo de trabajo para estudiar una posible reestructuración de las líneas de autobús urbano. Ha señalado, a modo de ejemplo, que desean que el transporte público llegue a la puerta del renovado hospital. La entrada al complejo estará enfrente del Tormes, en un vial aún sin construir.

El primer edil ha esgrimido que este servicio es prioritario, ya que miles de personas lo utilizan a diario para desplazarse por la ciudad. Prueba de ello es que el año pasado registró más de 13 millones de viajeros, un 3,7% más (475.710) que el año anterior. García Carbayo ha señalado que hasta el mes de octubre el transporte público de Salamanca registró casi 11 millones de viajeros, lo que supone un 3,8% más de usuarios (406.058) que el mismo periodo del año anterior. Este porcentaje triplica la cifra de incremento de la media nacional en este periodo (1,2%) y duplica la regional (1,9%).

Además, el transporte público de Salamanca continúa con las tarifas más baratas de España en su conjunto.En el último año más de 19.000 usuarios del autobús urbano, un 17% más que en 2017, se beneficiaron del bono-bus especial que permite a los ciudadanos desplazarse por tres céntimos el viaje.