Un café a favor de la lucha contra el hambre

Richad Hueso, detrás de la barra, y Nagore Pérez, en el frente, posan en el bar Eku./
Richad Hueso, detrás de la barra, y Nagore Pérez, en el frente, posan en el bar Eku.
JORGE HOLGUERA ILLERA

Los clientes que hasta el 30 de abril tomen su café en Selvalandia Park o en el bar Eku de Garrido contribuirán a combatir la desnutrición infantil.

Ambos establecimientos se han adherido a la Operación Café de Acción contra el Hambre. Mediante la misma, por cada café solidario que pidan los clientes, la cafetería donará 0.10 euros para proporcionar tratamientos nutricionales que salvarán la vida de niños que sufren desnutrición.

La entidad promotora también ha habilitado el número de teléfono 28010 para que las personas que lo deseen puedan enviar un SMS con la palabra CAFÉ y de este modo donar 1,20 euros a Acción contra el Hambre. En la información que dicha organización ha enviado a los establecimientos que se han adherido a esta campaña, recuerda que en 2014 cambió la vida de 422.325 niños.

Nagore Pérez y su marido, Richard Hueso, son los propietarios del Bar Eku, camarera y cocinero. Ambos tuvieron noticia de esta campaña gracias a las creadoras del blog Vivir en Garrido. Esta página web habla del barrio en el que está situado su establecimiento e intenta dar vida a esta conocida zona de la ciudad.

En el caso de estos jóvenes empresarios y sobre todo trabajadores, aunque ahora por cuenta propia, no dudaron en adherirse a esta causa solidaria. Nagore Pérez argumenta, «con poco podemos hacer mucho, así resume esta forma de ayudar. Ella y su esposo son sensibles con los problemas del mundo, pues en su caso también tuvieron que recurrir a la ayuda, en su caso, de sus padres. Recuerdan que se quedaron en paro, y de repente pasaron de «tener una vida casi perfecta», a no tener medio de poder pagar la hipoteca y hacer frente a los gastos cotidianos. Ahora se consideran afortunados de estar trabajando. Ambos siguen luchando, aunque son conscientes de la dureza del momento actual. «A ver si el Gobierno nos baja los impuestos», reclama Richard Hueso, que hace las funciones de cocinero de este establecimiento hostelero.

Ambos se turnan y en otras ocasiones trabajan juntos. El haber vivido una situación de necesidad les hace más sensibles y partícipes de acciones de solidaridad como esta campaña, mediante la que Acción contra el Hambre invita a que los hosteleros hagan un gesto de generosidad ofreciendo 10 céntimos de euro por cada café que sus clientes consumen en su establecimiento.

El fin de esta organización es que ningún niño pase hambre, tal y como reza en la web de esta campaña: www.operacioncafe.org.

Esta acción cuenta con el apoyo de la Federación Española de Hostelería, está patrocinada por Mokay Café y se beneficia de la logística desinteresada de la Fundación Seur.

Tal y como Acción contra el Hambre muestra en su página web, su función principal es erradicar el hambre y la desnutrición infantil.

Según recuerda esta organización humanitaria, «en el mundo se producen suficientes alimentos para todo el mundo», pese a ello, «795 millones de personas padecen hambre».

El trabajo de esta organización tiene por misión salvar vidas, combatiendo el hambre a través de «la prevención, la de detección y el tratamiento de la desnutrición».

Desde Acción contra el Hambre, recuerdan que el problema del hambre tiene solución y que se van obteniendo resultados, pues «hoy hay 96 millones de niños desnutridos menos que hace 25 años y 72 países han reducido a la mitad el hambre».

Para poder combatir la desnutrición, Acción contra el Hambre, argumenta que son necesario 40 euros por niño, pero que «uno de cada diez niños desnutridos tienen acceso a este tratamiento».

La escasez de alimentos o una dieta inadecuada produce lo que esta organización denomina «desnutrición aguda». Este problema, dice que afecta a «55 millones de niños menores de cinco años de edad».

Acción contra el Hambre explica en su página web que combate la desnutrición aguda severa a través de productos terapéuticos listos para consumir.