Sergio: «Un punto siempre es un punto. Osasuna está haciendo bien las cosas»

Sergio González gesticula en un instante del partido ante Osasuna. /G. Villamil
Sergio González gesticula en un instante del partido ante Osasuna. / G. Villamil

El técnico del Real Valladolid valora positivamente el empate y la mejoría tras el descanso. «La primera parte fue más abierta de lo que nos gusta en casa», señala

Luis Miguel de Pablos
LUIS MIGUEL DE PABLOSValladolid

La sala de prensa siempre es el mejor termómetro para calibrar las sensaciones de unos y otros, más si el resultado ha sido un empate. Y el empate entre Valladolid y Osasuna dejó más enfadado a Arrasate, técnico visitante, que a Sergio González, contento por sumar en el primer partido de liga en Zorrilla. «Un punto siempre es un punto, da la sensación de que por jugar en Zorrilla tienes que ganar fácil pero Osasuna es un equipo que está haciendo muy bien las cosas. Ha sido un partido muy abierto, demasiado abierto para lo que nos gusta a nosotros aquí en casa, donde nos gusta estar juntitos y sólidos y no permitir idas y vueltas. El primer tiempo ha sido un toma y daca, luego en la segunda nos hemos adelantado en una genialidad de Pablo y no hemos sabido aguantar en esa ida y vuelta que no nos favorecía. Ellos se sentían más cómodos porque no tenían nada que perder», ha señalado.

El partido dio para varios apuntes inesperados, no solo en el once inicial con la continuidad de Ünal y San Emeterio sino también por el regreso de Hervías después de su lesión de larga duración y de la puesta en escena del tándem Alcaraz-San Emeterio en el tramo final de la segunda parte.

«Lo hemos sacado para tener piernas y para tener más solidez en ese doble pivote. El balance es normal. Es más, íbamos a sacar a Joaquín porque veíamos que con ese doble pivote no estábamos cómodos ni creando una superioridad y justo cuando iba a salir Joaquín ha llegado ese gol y hemos optado por Sandro». Y la de Sandro fue una de las ausencias sonadas en el once inicial. El técnico reconoce que el canario está recuperado de su lesión. «Para veinte-treinta minutos está perfectamente, pero cuando hemos marcado era un poco arriesgado hacer un tercer cambio con él y por eso hemos esperado. Luego ha llegado el gol de Osasuna».

Más susceptible se mostró el técnico cuando se le preguntó por las situaciones a balón parado. «¿Qué te han parecido a tí?», ha espetado poco antes de reconocer cierta mejoría. «Si me lo preguntas es porque piensas que no hemos mejorado. Creo que hemos mejorado. Sí es verdad que no lo suficiente como para hacer ese gol que tanto deseáis», añadiendo que le gustaría que se le preguntara por la mejoría en el balón parado defensivo.

También se le preguntó a Sergio por la función de Alcaraz en el puesto de Míchel. «Llevamos pocas jornadas y es verdad que Rubén es un jugador básico para nuestra forma de jugar y en algún partido puede ser una alternativa interesante por Míchel. Tenemos también a Anuar, San Emeterio puede hacer esa doble vertiente y Rubén».

No preocupa en exceso que el equipo haya encajado goles en todos los partidos que ha disputado. «No me preocupa, es verdad que han tenido un par de ocasiones interesantes y es normal que sufras alguna situación de gol porque el equipo es ofensivo. Intentamos equilibrar las fuerzas, también hemos marcado en todos», ha señalado.

Al descanso hubo más de una corrección, en concreto en línea ofensiva. «En el descanso les hemos dicho que estaban siendo referencias muy fijas para los centrales, y creo que en la segunda sobre todo Enes ha intentado mover un poco más», ha apuntado.

Sobre los cambios que ofrecía el estadio en general y el campo en particular, el técnico ha señalado que «lo importante era volver a ver a los tuyos» antes de detenerse en el campo y cierta sensación de inestabilidad en los jugadores. En unos y otros. «Ha habido muchos resbalones que no nos permitía hacer una circulación rápida, sobre todo Waldo ha notado una sensación de inestabilidad en esas frenadas que hace. Lástima que nos vamos frustrados por el gol del empate que nos da mucha rabia», ha comentado, especialmente contento por el gol de Pablo Hervías.

¿Y Tebas? «Estamos hablando de fútbol», zanjó.

Arrasate, satisfecho a medias

En el otro banquillo, la sensación era de enfado por haber dejado escapar dos puntos, tal y como transcurrió el partido. «Vengo del vestuario y la gente estaba cabreada porque entendía que teníamos una oportunidad para ganar», ha arrancado Arrasate. «Puntuar en casa está bien pero entendemos que hemos tenido más ocasionesy sobre todo mejores que ellos», ha analizado el técnico de Osasuna, satisfecho por el nivel competitivo de los suyos. «Hemos vuelto a ser competitivos ante un buen rival, me ha gustado el final con los cambios con opciones de hacer el 1-2».

Interesante resultó en el terreno de juego la pelea en ambas bandas y la estrategia de ambos técnicos por tener superioridad en esa zona del campo. «Son ofensivos y de perseguir la marca, y por eso hemos buscado cualquier movimiento lateral a la espalda. El Valladolid tiene muchas cosas buenas y también sus defectos y hemos intentado sacar ventaja. El plan ha salido bien, pero el resultado no».

Por último Jagoba Arrasate ha valorado positivamente el empate. «El equipo nunca baja los brazos y hemos tenido frescura para buscar el gol. Llevamos tres empates seguidos, son seis puntos, y hay que seguir sumando y siendo mejor equipo cada semana».