San Emeterio asegura que cualquier otro vestuario se podría perder, «éste está muy centrado»