La Charrada congrega a centenares de personas en Ciudad Rodrigo

Feli Cañada recibe la Encina Charra por su conocimiento sobre la indumentaria tradicional

SILVIA G. ROJOCIUDAD RODRIGO
Feli Cañada sonríe después de recoger ayer la Encina Charra de manos del alcalde de Ciudad Rodrigo. / MONDRIÁN/
Feli Cañada sonríe después de recoger ayer la Encina Charra de manos del alcalde de Ciudad Rodrigo. / MONDRIÁN

La tradicional fiesta de la Charrada, calificada de interés turístico regional por la Junta de Castilla y León, volvió a congregar en Ciudad Rodrigo a cientos de personas llegadas desde diferentes puntos de la provincia de Salamanca con el objetivo de participar en uno de los actos por excelencia de exaltación del folclore más popular.

Hombres y mujeres ataviados con los trajes regionales y charros a caballo se pasearon desde primera hora de la mañana por las calles mirobrigenses. Las primeras actuaciones se celebraron en los fosos de la muralla -que recorre el casco histórico de Ciudad Rodrigo-, donde varios jinetes ataviados con el traje popular salmantino hicieron demostraciones de doma clásica y de doma vaquera. El casco histórico de la localidad salmantina se convirtió después en un escenario de folcloristas que hacían resonar los sones de las gaitas y los tamboriles formando corros entre los curiosos.

Desde Galicia y Portugal

La XXVIII edición acogió a folcloristas llegados de todas las provincias de la región, Galicia y de algunos concejos de Portugal, dado el carácter fronterizo de la comarca mirobrigense. En esta edición, el premio Encina Charra recayó en la investigadora Feli Cañada, por su labor en la «restauración y conocimiento de la indumentaria charra».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos