Una herencia 'longeva'

Más de la mitad de la población de la comarca salmantina de Ciudad Rodrigo es mayor de 60 años

SILVIA G. ROJOCIUDAD RODRIGO
Una herencia 'longeva'/
Una herencia 'longeva'

El final de la década de los cincuenta y los años sesenta estuvieron marcados en la comarca salmantina de Ciudad Rodrigo por el considerable descenso de habitantes. Esta situación produjo un gran envejecimiento de población que aún hoy continúa porque, aunque las generaciones de emigrantes han regresado a sus raíces, no así sus descendientes, que se han establecido en los lugares a los que emigraron sus progenitores.

En la actualidad, según los datos del Instituto Nacional de Estadística, viven en la comarca de Ciudad Rodrigo 32.610 habitantes distribuidos en 54 municipios, con una densidad de población que ronda los 11,5 habitantes por kilómetro cuadrado. Pero el dato más llamativo y que mejor refleja el envejecimiento de la población es el que indica que el 54,17% es mayor de 60 años. En el caso concreto del municipio de Ciudad Rodrigo, este índice se sitúa en el 40%, mientras que en pueblos como Villar de Ciervo el número de personas de más de 60 años está en el 82,5%.

En el polo opuesto de este baremo se encuentra Fuentes de Oñoro, con una población mayor de 60 años del 29,4%. La situación fronteriza de este municipio favorece el asentamiento de población inmigrante, principalmente portuguesa, aunque el Centro Económico y Social de Castilla y León (CES) señala que cuenta también con una comunidad marroquí muy importante. Este sector de la población se dedicada fundamentalmente a la venta ambulante de marroquinería en el cinturón que se sitúa desde la frontera hasta Oporto, ya que en la localidad existen tres grandes almacenes dedicados a esta práctica mercantil.

Menos mujeres

Pero los datos van más allá, ya que Fuentes de Oñoro tiene el coeficiente de localización de inmigración más elevado de toda Castilla y León. El municipio cuenta con un porcentaje de extranjeros sobre el total de la población que es 13,52 veces superior a la media de la comunidad autónoma.

El descenso de población es lento pero constante. Esta caída está ocasionada por varios factores, como son una población envejecida, la emigración de la población más joven o el bajo índice de natalidad originado entre otras causas porque el descenso del número de mujeres es más acusado que el de varones. Desde el año 2000 hasta el 2004 se observa que la población ha disminuido en 1.865 personas.

La comarca de Ciudad Rodrigo tiene una tradición eminentemente ganadera y agrícola. Su localización periférica ha favorecido el asentamiento de diferentes culturas pero, al mismo tiempo, esa situación es la que ha desfavorecido el desarrollo industrial.

Esta falta de industrialización es la que ha permitido la conservación de los espacios naturales que podrían ser un foco de desarrollo en el ámbito turístico.