IU denuncia un recorte del 50% en las ayudas contra el paro rural en dos años

EL NORTEZAMORA

IU considera «una desfachatez» que el presidente de la Diputación, Fernando Martínez Maíllo, presente como un lofro la firma «in extremis» del convenio con el Ayuntamiento de Toro para el V Centenario y, «con dos años de retraso», el del paro obrero rural. Según Maíllo, «es un intento descarado de engañar a la opinión pública y de ocultar los fracasos de su gestión».

En el caso de Toro, la coalición afirma que «se oculta que el alcalde de la ciudad y senador del PP ha sido incapaz de cumplir con los actos programados y que la subvención directa de 100.000 euros aprobada en los presupuestos de la Diputación para el 2005 tiene que firmarse tres días antes de finalizar el año, porque podría perderse si no se materializa en este ejercicio presupuestario».

En cuanto a las subvenciones para el paro rural, Izquierda Unida denuncia el retraso en el pago y la reducción al 50% de las ayudas desde el 2003, «anulando las subvenciones a la contratación directa de parados por los ayuntamientos.