Un preso de Dueñas agrede a un funcionario y destroza la celda

Cárcel de La Moraleja, en Dueñas. /Antonio Quintero
Cárcel de La Moraleja, en Dueñas. / Antonio Quintero

Acaip denuncia de nuevo el elevado número de internos con perfil conflictivo que acumula la cárcel

El Norte
EL NORTEPalencia

La cárcel de Dueñas (Palencia) registró un nuevo incidente el miércoles. Un preso muy corpulento, de 1,90 metros de estatura y alrededor de 180 kilos de peso, agredió a un funcionario cogiéndole del cuello. El preso, con un trastorno psiquiátrico, se enzarzó también con el mobiliario y destrozó la celda. El funcionario agredido pudo zafarse de él, si bien cuenta con un parte de lesiones leve.

Sindicatos como Acaip volvieron a denunciar ayer el elevado número de internos con perfil conflictivo que acumula el centro penitenciario de Dueñas, que acoge actualmente a 750 presos. También denuncia que Dueñas es una cárcel que recibe a buena parte de todos los internos de este perfil trasladados de otros centros penitenciarios de España, como el que ha protagonizado este último incidente, que procede de la cárcel de Villabona (Asturias).

También denuncia Acaip que en dos meses más de 80 internos han pasado por el módulo de aislamiento, lo que supone más del 10% de los 750 internos.

Otro de los problemas que los sindicatos denuncian es la escasez de plantilla, actualmente cifrada en unos 400 funcionarios. Acaip, sindicato mayoritario en el centro, afirma que el panorama en este centro de La Moraleja es cada vez «más desalentador» debido a «la nefasta política» de la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias en materia laboral y «la incapacidad» de la dirección del centro para aportar soluciones.

El sindicato destaca que la plantilla «sigue mermando día a día, sobre todo en el área de vigilancia, y en el área sanitaria». Además, reitera que se producen incidentes graves como agresiones a trabajadores, peleas entre internos o alteraciones graves del orden, ya que hay un gran número de internos con trastornos psiquiátricos o politoxicómanos.