El fiscal pide cuatro años por obligar a una niña a tocarle el pene en un comercio de Palencia

Cárcel de Dueñas. /Antonio Quintero
Cárcel de Dueñas. / Antonio Quintero

Solicita además para el acusado, de 62 años y trabajador del local, 10.000 euros para los padres de la menor de 8 años

Ricardo Sánchez Rico
RICARDO SÁNCHEZ RICOPalencia

El Ministerio Fiscal ha solicitado una pena de cuatro años de prisión para un hombre de 62 años, de nacionalidad extranjera, como presunto autor de un delito de abuso sexual cometido contra una niña de 8 años en un comercio de la capital palentina.

La Fiscalía, en su escrito de acusación, solicita además para el acusado una pena de prohibición de acercamiento a la menor a una distancia no inferior a 300 metros durante un periodo de cinco años, así como de comunicarse con ella por igual periodo de tiempo. Igualmente, pide para el acusado una indemnización de 10.000 euros para los padres de la menor por el daño moral causado, más intereses. También pide la medida de libertad vigilada por un periodo de cinco años a cumplir con posterioridad a la pena privativa de libertad, y prohibición de aproximación a una distancia no inferior a 300 metros.

Los hechos se remontan al 19 de julio del pasado año, cuando, según el escrito de calificación provisional del fiscal, el acusado se encontraba en el establecimiento comercial en torno a las 16:25 horas, igual que la menor de 8 años, quien se hallaba en compañía de su madre y de otros familiares. La niña, tras preguntarle al acusado por la ubicación del baño, pues estaba buscándolo junto con su hermano y una prima, este «les dirigió a una zona de unos baños que no están abiertos al público, que son solo para personal laboral, y les abrió con una llave, de modo que, una vez que la niña salió del baño en último lugar, y aprovechando que en ese momento estaba sola mirando unos productos, con ánimo libidinoso el acusado se colocó al lado de ella, bajándose la cremallera del pantalón y mostrando su miembro viril, para coger seguidamente la mano de la niña, abrirle los dedos y hacer que este le tocase el pene, diciéndole 'solo una vez', volviendo a acercarse a ella cada vez que la niña retiraba la mano», según recoge el fiscal en su escrito.

«Ante esta situación, la menor se marchó apresuradamente buscando a sus familiares por el local, siendo seguida por el acusado hasta que vio a su madre, contándole lo que había pasado, momento en que el hombre de 62 años se marchó hacia otra zona del comercio, siendo buscado por la madre de la niña de 8 años hasta que, llegando a su altura, le recriminó lo que había hecho a la menor», añade.

Mientras, el acusado se excusó diciendo únicamente la frase «yo no, otro», en referencia a que él no había sido el autor de los hechos.

El acusado, de origen extranjero, se encuentra en situación de prisión provisional en la cárcel de Dueñas desde el 20 de julio del pasado año.