Cita con el folk en Hornillos de Cerrato

Actuación de Viejo Castillo, el grupo anfitrión, el pasado viernes. /Luis Antonio Curiel
Actuación de Viejo Castillo, el grupo anfitrión, el pasado viernes. / Luis Antonio Curiel

La XXI edición de Almuenza Folk congrega a centenares de vecinos y visitantes durante el fin de semana

LUIS ANTONIO CURIELHornillos de Cerrato

Hornillos de Cerrato sopla los veintiún años de historia de Almuenza Folk. Y lo hace con el buen gusto por la música tradicional y la satisfacción de llegar a esta etapa que lo convierten en uno de los festivales folk más consolidados y de mayor calidad de Castilla y León. De hecho, en estos años han pasado decenas de grupos llegados desde prácticamente todos los puntos de la geografía española, lo que avala el renombre del certamen. «Nuestro festival folk está plenamente consolidado, lo que supone un reconocimiento al trabajo bien hecho, por lo que debemos mantener este legado y hacer que Hornillos de Cerrato se mantenga como referente en la música tradicional. Esta edición está siendo especial por muchos motivos, y en estos días ya han pasado dos grupos que han congregado a numeroso público. Este domingo tenemos la suerte de dar el salto internacional y contar con Dallahan, de Escocia, lo que supone un broche de oro extraordinario para celebrar nuestro festival», destacó Lourdes Valdeolmillos Marcos, presidenta de la Asociación Cultural Almuenza, organizadora del evento.

El festival se enmarca dentro de la XXXIV Semana Cultural de la Asociación Viejo Castillo. Este año, además, el festival ha sido el encargado de estrenar el nuevo centro sociocultural de usos múltiples de Hornillos de Cerrato, cuyas obras han finalizado hace unos días. Un espacio amplio que permitirá dotar de una programación cultural estable durante todo el año.

La XXI edición de Almuenza Folk finalizará esta tarde con la actuación del grupo escocés Dallahan a las 20:00 horas. Una cita obligada para los amantes del folk que pondrá el broche de oro al intenso fin de semana en el que Hornillos de Cerrato ha vibrado con la música tradicional. El festival arrancó el pasado viernes con la actuación del grupo local y anfitrión Viejo Castillo, que estuvo arropado por numeroso público. Canciones como la jota de Hornillos de Cerrato con el título 'Tierra adentro', 'Palomita herida', 'Déjame subir al carro', 'A los pueblos de Castilla' o la 'Jota de las cucharas' permitieron disfrutar de la música tradicional acompañada de los instrumentos típicos del Cerrato, entre los que destacan las castañuelas, cascabeles y la botella de anís. Además, el grupo anfitrión estuvo acompañado por Lévid Cuarteto Folk, un grupo vallisoletano que hizo las delicias a todos los asistentes. Ayer, hornilleros y visitantes vibraron con la actuación de Luar Na Lubre, de Galicia, cuya presencia dejó huella en los vecinos por su calidad musical y magnífica puesta en escena. Las dos jornadas han congregado a centenares de vecinos y visitantes atraídos por la música folk y hoy se espera gran afluencia de público, pues «contar con un grupo folk internacionalun grupo folk internacional es como un sueño hecho realidad», como aseguran.

La organización del certamen corrió a cargo de la Asociación Cultural Almuenza, que ha contado con el patrocinio de la Diputación de Palencia y la colaboración y financiación del Ayuntamiento de Hornillos de Cerrato.

El grupo anfitrión, Viejo Castillo, lleva más de dos décadas trabajando en la consolidación del repertorio tradicional. Además de interpretar la misa castellana, este grupo de hornilleros cuenta con un amplio repertorio de música folk del cancionero tradicional, con composiciones de toda la geografía española. Desde seguidillas murcianas hasta coplas extremeñas, pasando por la recopilación de varias piezas interpretadas por los diversos grupos que han pasado por la localidad durante estos dieciséis años. Este festival folk nació en 1998 como homenaje a Alfonso Pérez Marcos, miembro del grupo Viejo Castillo, y es un claro referente nacional dentro del panorama folk.

 

Fotos

Vídeos