El carnaval de verano de Dueñas cumple su primera década

Un grupo de jóvenes inician el desfile del carnaval de verano. /Luis Antonio Curiel
Un grupo de jóvenes inician el desfile del carnaval de verano. / Luis Antonio Curiel

Disfraces, orejuelas y diversión dieron color a una de las citas más esperadas de julio, que este año cumple una década

LUIS ANTONIO CURIELDueñas

Dueñas ha tenido su cita con el Carnaval de Verano, coincidiendo con el último fin de semana de julio. Un acto colorido que este año ha alcanzado su décima edición con una elevada participación de eldanenses y de vecinos de otras localidades cercanas. Música, bullicio, alegría, fiesta y numerosos disfraces han sido las notas características de este original Carnaval. Un acto en el que también han estado presentes las orejuelas y refrescos, al igual que se hace en el tradicional Carnaval de invierno.

El tiempo dio tregua y los eldanenses han salido a la calle para disfrutar de una de las citas más populares del verano. Numerosas peñas y vecinos se concentraron en el barrio Virgen de Onecha. Acto seguido, al ritmo de charangas y animados por la discoteca móvil, los eldanenses desfilaron por las principales calles de la ciudad hasta llegar a la Plaza de España, donde se prolongó la fiesta durante varias horas. Una larga cola de vecinos aguardaban impacientes para degustar las orejuelas y refrescos ofrecidos por el Ayuntamiento. «Este Carnaval de Verano es ya un clásico en Dueñas y cada vez son más las personas que acuden disfrazadas. Nació como iniciativa popular propuesta por un vecino de la localidad y es un acto que ha contado con gran acogida y apoyo desde sus inicios. Podemos decir que este Carnaval es el arranque hacia las fiestas patronales, un momento que esperamos con ilusión todos los vecinos», ha destacado Laura Fernández, concejala de festejos del Ayuntamiento de Dueñas, que también se disfrazó para la ocasión.

Este año, además, los eldanenses tuvieron la oportunidad de cenar juntos en la Plaza de España gracias a la colaboración del Ayuntamiento y los bares El Patio, La Parrilla del Escudero, Antón, Eldana y Mecha. Por este motivo, la hostelería preparó unos bocadillos de tortilla al módico precio de 2 euros, motivo que permitió continuar la fiesta al aire libre en el corazón de la ciudad eldanense.

Centenares de cerrateños disfrazados aportaron alegría y colorido a una noche especial. Esta décima edición es uno de los eventos más populares del verano, que hizo vibrar a las distintas peñas que lucieron sus mejores galas y demostraron, una vez más, su ingenio en la elección de los disfraces. Durante unas horas, Dueñas lució su mejor colorido con animales, diablos, piratas, guerreros, egipcios, romanos, medievales, cavernícolas, princesas, dibujos animados, hawaianos y un sinfín de disfraces, que hicieron brillar en el Carnaval de Verano. Las distintas peñas continuaron la fiesta por los bares de la localidad y en la zona de las bodegas, de honda tradición en la ciudad eldanense.