Minucias

«La cantidad que se llevará Puente apenas supera los 3.200 euros al mes, una minucia comparada con lo que cobran ejecutivos bancarios de medio pelo»

Puente, ayer, en el pleno. /H. SASTRE
Puente, ayer, en el pleno. / H. SASTRE
Francisco Cantalapiedra
FRANCISCO CANTALAPIEDRAValladolid

Ayer, mientras en el Pleno se repartían concejalías y tenencias de Alcaldía, servidor y unos colegas comentaban los salarios asignados a cada cargo. Dado que algunos criticaban el «sueldazo» de 76.500 euros del alcalde, salí en defensa de unas cantidades que tampoco son como para descolgar el trabuco. A ver, razoné: si a eso que llamáis dineral le quitáis los impuestos y lo dividís por doce meses y dos 'gratis', la cantidad que se llevará a casa don Óscar Puente apenas superará los 3.200 euros, una minucia si la comparamos con ejecutivos bancarios de medio pelo. Además, en la parte baja de esa pirámide están otros concejales de 11.000 eurillos anuales, que los convierten en mileuristas mal pagados.

Sin embargo, un buen amigo que fue munícipe de Valladolid, recordó que lo mejor no era el salario sino la «sensación de poder» que lleva implícito el cargo. Que el guardia de la puerta se cuadre cuando pasas; que tus tarjetas de visita lleven el logo del Consistorio con laureada incluida; que tengas acceso a cualquier funcionario o expediente municipal; que una secretaria (aunque sea compartida) te coja los recados; o que puedas pedir un coche oficial para visitar las obras del Caño Argales, son momios que no se pagan con dinero, pero que entran en el sueldo. Y si se trata de presumir, seguro que mola más hacerlo siendo concejal adscrito al Área de Sostenibilidad que delegado sindical de la UGT ante la Patronal de Chatarreros. ¿O no?