La Fiscalía del Supremo respalda a Casado al ver «inconsistentes» las acusaciones por su máster

El presidente del PP, Pablo Casado. / Foto: Efe I Vídeo: Atlas

Pide a la Sala Segunda no admitir la exposición razonada de la juez de Madrid al descartar la prevaricación y el cohecho, ya prescrito

Mateo Balín
MATEO BALÍNMadrid

El presidente del Partido Popular (PP), Pablo Casado, se quitó hoy un peso de encima después de que la Fiscalía del Tribunal Supremo pidiese a la Sala Segunda (Penal) del Alto Tribunal que rechace abrir una investigación por presuntas irregularidades en la obtención de su máster de Derecho Autonómico y Local cursado en la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid. En su escrito, el Ministerio Público solicita el archivo de la exposición razonada que la juez del 'caso máster', Carmen Rodríguez-Medel, elevó al Supremo contra el líder de los populares al ser diputado nacional y, por lo tanto, aforado ante este órgano.

El informe está firmado por el máximo representante del Ministerio Público en el alto tribunal, el teniente fiscal Luis Navajas. Alegó que los indicios expuestos por la magistrada «no son lo suficientemente consistentes» ni aportan «un nivel suficiente de solidez» que permita abrir un procedimiento, «que sería meramente prospectivo». Asimismo, añadió que no existen indicios «incontestables» de responsabilidad penal por parte del aforado ni ha quedado acreditado que existiera un «concierto» entre Casado y el resto de investigados -en referencia al director del Instituto de Derecho Público, Enrique Álvarez Conde- para que le regalaran el máster por su relevancia política.

La Fiscalía responde así a la Sala de Admisión del Supremo, que el pasado 13 de septiembre pidió que emitiera un informe sobre si debe o no investigar a Casado, si bien la opinión del Ministerio Público no es vinculante para la decisión final que adopten ahora los cinco magistrados que componen el tribunal presidido por Manuel Marchena.

Según el escrito que la titular de Juzgado de Instrucción 51 de Madrid elevó al Supremo, Casado pudo incurrir en delitos de cohecho impropio y prevaricación administrativa al considerar que existen «indicios» de que obtuvo el máster como un «regalo académico por su relevancia política e institucional».

El informe del teniente fiscal rebate esta tesis al descartar el concierto para la presunta comisión del delito de prevaricación administrativa (dictar resoluciones injustas a sabiendas) en concurso con el de cohecho impropio (regalo del título), ya que dadas las fechas de la obtención del máster, curso 2008-2009, este tipo penal ya habría prescrito (a los cinco años).

Así, el cohecho sólo tendría trascendencia penal si hubiera un concurso medial con el de prevaricación y se admitiera la participación de Casado como cooperador necesario, una situación que la Fiscalía rechaza de plano. «No pasa de ser una mera conjetura», alega Navajas, que incluso acusa a la magistrada de «obviar» los requisitos de la doctrina del Supremo para estos casos.

Consecuencias judiciales

Para ello, recuerda que «comportamientos neutrales», como puede ser la formalización de la matrícula o el pago de tasas, no pueden ser tenidos en cuenta «si no tienen un sentido objetivamente delictivo». Tampoco se puede justificar la prevaricación en la inclusión por parte de Casado del máster en su currículum, un hecho «completamente inocuo» ya que que sería una «conducta posterior e intrascendente» a la supuesta comisión del delito.

Tras conocerse la postura del Ministerio Público, la fiscal general María José Segarra aseguró que su departamento sí «comparte» con la juez del 'caso máster' «que los hechos pudieran ser constitutivos de un delito de cohecho (impropio)», pero que estaría prescrito.

Con respecto a la causa, el informe conocido hoy también podría condicionar la investigación a 16 personas, entre ellas la expresidenta regional Cristina Cifuentes, al dudar de la existencia de un concierto entre Álvarez Conde y un grupo de alumnos para obtener el título.

Esto afecta sobre todo a la pieza de Casado ya que hay tres estudiantes de su promoción acusadas por hacer exactamente lo mismo. Tanto es así que su su situación procesal sería difícilmente sostenible en caso de que la Sala Segunda acogiese la tesis de la Fiscalía y, por tanto, no investigara a Casado. Un escenario probable habida cuenta de que suele seguir el criterio del fiscal.

Ante esta respuesta, la juez se dirigió hoy mismo a la Fiscalía de Madrid para que le diga si procede archivar la causa para estas estudiante. Rodríguez-Medel recordó que el Ministerio Público nunca se ha opuesto a ninguna decisión respecto a estas personas. Sin embargo, obvia que en su día no pidió opinión a la Fiscalía antes de actuar contra Casado.

Más información

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos