Sistema de detección de baches para el nuevo Ford Focus

Sistema de detección de baches para el nuevo Ford Focus

La tecnología puede reducir el impacto en la estructura del vehículo

Ford acaba de dar a conocer un nuevo sistema de detección de baches que equipa en opción el recién presentado Ford Focus. Se trata de una tecnología que puede reducir el impacto del conjunto de la rueda en la estructura del vehículo al atravesar un agujero o irregularidad en la carretera.

En el desarrollo de un nuevo vechículo, el fabricante evoluciona los esquemas de suspensión sobre carreteras diseñadas específicamente en las instalaciones de prueba que la marca tiene en Bélgica. Un circuito que cuenta con réplicas de algunos de los peores baches y obstáculos de todo el mundo. Los ingenieros perfeccionan aún más los sistemas con cientos de horas de pruebas en una amplia gama de carreteras, con equipos similares a los que utilizan los sismólogos en el estudio de los terremotos.

La implantación de la innovadora tecnología de detección de baches ajusta la suspensión para que la rueda no se hunda tanto y por tanto, no golpean el lado opuesto del bache con tanta fuerza. La suspensión trasera puede responder incluso más rápido que la delantera, con una señal de la rueda delantera que proporciona un preaviso a la rueda posterior antes de que llegue al bache.

El nuevo sistema de detección de baches para el Focus es un dispositivo opcional de amortiguación controlada continua, que revisa cada dos milisegundos la suspensión, el chasis, la dirección y los frenos, y ajusta las reacciones de la suspensión para hacer posible una conducción más fluida.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos