Taycan, el primer Porsche eléctrico

Taycan, el primer Porsche eléctrico

La producción en serie del deportivo comenzará el próximo año

El primer deportivo de Porsche movido solo con electricidad se llamará Taycan. El nuevo modelo es la culminación del proyecto iniciado por el prototipo Mission E, el «concept car» que se utiliza actualmente para describir la gama eléctrica de la marca alemana. La producción en serie empezará el próximo año.

El nombre Taycan, que se traduce como «caballo joven enérgico», hace referencia al corazón del escudo Porsche, un anagrama que desde 1952 representa un corcel con las patas delanteras levantadas. El fabricante de Stuttgart anuncia que la denominación de este primer eléctrico puro producido en serie se encuadra en la celebración por el aniversario de los «70 años de coches deportivos» de Porsche.

Las denominaciones de los coches en la marca germana se asocian normalmente a una conexión del modelo correspondiente y sus características. En el caso del Boxster, describe la combinación del motor bóxer y el diseño «roadster»; Cayenne indica fiereza, Macan designa al tigre, Cayman es incisivo y Panamera hace referencia a la famosa carrera Panamericana.

0 a 100 km/h en menos de 3,5 segundos

Las primeras características técnicas del nuevo deportivo eléctrico revelan dos motores síncronos de funcionamiento continuo, con una potencia superior a los 600 caballos. Las prestaciones son propias de un superdeportivo, con una aceleración de 0 a 100 km/h inferior a 3,5 segundos y alcanza los 200 km/h en menos de 12 segundos. Porsche comunica además que se pueden hacer varias arrancadas consecutivas sin perder rendimiento y la autonomía máxima supera los 500 kilómetros en el ciclo de homologación NEDC.

La estrategia de Porsche en el campo de los modelos eléctricos e híbridos es cada vez más agresiva. La inversión a cuatro años se ha duplicado respecto a la cifra inicial, con el desarrollo de nuevas variantes, tecnologías, infraestructura de carga y movilidad inteligente y para la expansión de los centros de producción.

En la sede central de Porsche en Zuffenhausen se construye una nueva nave de pintura, una zona de ensamblaje específica para el Taycan y diversas modificaciones en el área de montaje final. La planta de motores se está ampliando para fabricar unidades eléctricas, lo mismo que la nave de carrocerías. Y con la ventaja añadida que la producción del Taycan va a crear unos 1.200 nuevos puestos de trabajo, solo en Zuffenhausen.

 

Fotos

Vídeos